La planta de El Peral «solamente servirá para almacenar residuos»

Jesús Bordás con personal de la empresa durante la visita de ayer a la nave de El Peral. / JUAN LLACA

Tras visitar las instalaciones de la empresa, el regidor de Ribadedeva insistió en que se opondrá a su puesta en marcha

LAURA CASTRO COLOMBRES.

«Aparentemente le están dando un uso inocuo», concluyó Jesús Bordás, alcalde de Ribadedeva, tras su visita ayer, junto a la arquitecta municipal, a la nave de El Peral donde se pretende instaurar una planta de almacenaje de residuos peligrosos. Un proyecto que precisa la aprobación del Principado y al que el Consistorio ribadedense se opondrá en defensa de los vecinos de la localidad.

«Vamos a buscar un técnico que elabore un informe medioambiental y contaremos también con el informe de nuestra técnica municipal para presentar alegaciones de cara a la posible concesión», explicó Bordás, quien aclaró que la empresa «no cuenta con ninguna licencia de obra ni de actividad por parte del Ayuntamiento» y añadió que «hay un informe urbanístico favorable condicionado a otros organismos como la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio (CUOTA)».

La inspección técnica realizada ayer por el Consistorio ribadedense tenía como principal objetivo comprobar qué actividad se estaba llevando a cabo en la nave en la actualidad, ante las quejas de algunos vecinos de El Peral. «Solo estamos haciendo tareas de mantenimiento y reparación de contenedores», aseguró Ángel Ruiz, gerente de la empresa, y así lo corroboró el regidor de Ribadedeva.

Desde la entidad, con sede en el País Vasco, denuncian el desconocimiento de los vecinos y aseguran que «no se busca desarrollar una actividad de tratamiento de residuos, sino que solamente servirá para almacenarlos». Principalmente, descontaminarán vehículos extrayéndoles el líquido de frenos, el anticongelante, el aceite y los neumáticos, entre otros. Después, en otro espacio, adecuado a la normativa vigente de manipulación de residuos peligrosos, los almacenarán hasta alcanzar la cantidad suficiente para llenar un camión que transportará estos materiales hasta una planta donde serán tratados.

Fotos

Vídeos