«No me planteo tirar la toalla, los ponguetos no se lo merecen»

«No me planteo tirar la toalla, los ponguetos no se lo merecen»
Marta Alonso, la alcaldesa de Ponga. / NEL ACEBAL

«Es muy duro decirles a tus vecinos que no puedes hacer más por ellos por la situación económica», lamenta la alcaldesa de Ponga, la socialista Marta Alonso

LUCÍA RAMOSBELEÑO.

«Somos plenamente conscientes de cuál es la situación económica del Ayuntamiento de Ponga, pero cuando lo pones todo junto y se lo tienes que presentar a tus vecinos, duele. Fue un momento de bajón». Así explicaba ayer a este diario la alcaldesa, la socialista Marta Alonso, las lágrimas de impotencia que no pudo contener mientras desgranaba, este miércoles, el por qué de la obligada prórroga presupuestaria ante sus paisanos. No es la primera vez que sus colegas y allegados le advierten que quizás se implica demasiado en su trabajo al frente del Consistorio. Un trabajo que le ha llevado incluso a sufrir diversos sabotajes en su vehículo y propiedades, según ella misma reconoció recientemente. «No concibo el hacerlo de otra forma», se limita a responder.

Marta Alonso lamentó cómo, pese al «esfuerzo sobrehumano» que tanto ella como sus compañeros del equipo de gobierno pongueto realizan cada día, el escaso margen económico de que dispone el Consistorio hace sumamente difícil sacar adelante los proyectos. «Tenemos que hacer encaje de bolillos para poder conseguir cosas buenas para el municipio y tirar mucho del apoyo externo que nos prestan, por ejemplo, el Principado, personas interesadas en echar una mano y entidades como la Alianza de Fundaciones, con quienes recientemente firmamos un convenio», explicó.

Un respaldo que, aseveró, también le manifiestan de forma continua gran parte de los vecinos del concejo. «Pasan por delante del Ayuntamiento y ven cómo mi coche sigue aparcado fuera, tras doce horas de trabajo, y vienen al despacho a darme ánimos, a plantearme dudas...», relató.

Precisamente es al pensar en los ponguetos cuando peor lo pasa. «Es muy duro decirles a tus vecinos que no puedes hacer más por ellos debido a la situación económica. Que tienes muchos proyectos en mente, pero no los puedes sacar adelante pese a que ellos no tienen ninguna culpa de que estemos como estamos y a que pagan religiosamente sus impuestos y sus servicios», lamentó. «A mí mi gente me duele, me escuece no poder darles más», agregó, y reconoció lo incómodo que es «tener que dar la cara cuando tú no has hecho nada».

900.000 euros de deuda

En la actualidad Ponga todavía tiene que hacer frente a los aproximadamente 900.000 euros de deuda que aún persisten -a la llegada del actual equipo de gobierno era un millón y medio lo adeudado, más otros 300.000 euros de facturas impagadas- y recientemente un juez ha ordenado que se haga cargo también del pago de unas obras realizadas bajo el mandato de Foro por valor de más de 80.000 euros.

Pese a estos problemas, la regidora aseveró que no piensa rendirse. «Ni me planteo tirar la toalla, los ponguetos no se lo merecen. No se merecen que después de todo se les deje tirados en la cuneta», indicó. Señaló, asimismo, que a su parecer «la parte más difícil ya está superada. Hemos conseguido poner el Ayuntamiento al día, tener los documentos y las cuentas claras y tanto los proyectos que ya hicimos realidad como los que nos quedan por delante nos animan a seguir peleando», agregó. Eso no quita, reconoció, «que a veces haya momentos de bajón, pues al final, antes de políticos somos personas. No obstante, cuando aceptas el reto de la alcaldía sabes que probablemente tengas que asumir complicaciones que no son tuyas», apostilló. Por ello, sus planes pasan por «seguir buscando apoyos paras sacar adelante nuevos proyectos».

Más

Temas

Ponga

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos