«Ponga es un ejemplo para Asturias en la lucha contra la violencia de género»

La cantante Anabel Alonso, en una de las actuaciones que ofreció durante las Jornadas para la Igualdad. Tras ella, Jéssica Castaño, Marta Alonso y Guillermo Martínez. / JUAN LLACA

Dar visibilidad a este problema social es el objetivo de las Jornadas por la Igualdad que se celebran hasta mañana en Beleño

LAURA CASTRO BELEÑO.

«Concienciar y hacer partícipe a todo el mundo de esta lacra para luchar unidos y ponerle remedio cuanto antes». Con estas palabras definió ayer Marta Alonso, regidora de Ponga, la finalidad de las primeras Jornadas por la Igualdad y contra la Violencia de Género que se celebran hasta mañana en la Casa de Cultura de San Juan de Beleño.

El concejo pongueto fue el primero de Asturias en adherirse al pacto propuesto el año pasado por el Principado para la lucha contra este problema social. Se trata de un documento que recoge 150 medidas relacionadas con la prevención, la sensibilización y la educación de las generaciones más jóvenes en valores de igualdad y respeto. Una iniciativa a la que el Principado ha destinado 2,7 millones de euros, tal y como señaló ayer Guillermo Martínez, consejero de Presidencia, y de la que ya forman parte once municipios, más de cuarenta entidades, varias Organizaciones No Gubernamentales (ONGs), asociaciones , institutos y colegios de la región.

En este sentido, Martínez destacó que «Ponga es un ejemplo para Asturias en la lucha contra la Violencia de Género». También recalcó la importancia de alcanzar un pacto de Estado, pues «las 38 asesinadas en lo que va de año nos recuerda que estamos lejos de ganar la batalla a pesar de los avances logrados en materia de igualdad». Una idea a la que aludieron también los ponentes de la jornada de ayer y la cantante invitada, Anabel Santiago, quien deleitó a los asistentes con varias letras relacionadas con la discriminación de sexos y la lucha femenina.

Bajo el título 'Mujeres y Política', Jéssica Castaño Castaño, presidenta de la Asociación de Mujeres Separadas y Divorciadas de Asturias, ilustró a los asistentes acerca de los mitos que giran en torno a la figura femenina en este ámbito y puso como ejemplo a la alcaldesa pongueta. «Marta sabe bien lo que es pelear en política contra la violencia psicológica hacia las mujeres», aseveró. Asimismo, hizo especial hincapié en las barreras económicas, sociales y legales y a otros conceptos como la brecha salarial o los techos de cristal. «Mucha gente piensa que se trata solo de una diferencia de sueldos y va mucho más allá. Las mujeres no tienen las mismas opciones que los hombres a la hora de optar, por ejemplo, a un ascenso», explicó Castaño.

Xavier Eguiguren, guardia civil y escritor, puso la nota literaria a la jornada de ayer con la lectura de varios textos propios en los que hacía referencia a casos concretos de mujeres con las que trabajó en la unidad de Protección y Seguridad de Víctimas de Violencia de Género. «No se trata de ponerles nombre o cara, se trata de plasmar y difundir un problema de la forma más fuerte posible para lograr acabar con esta lacra», explicó para concluir que «me niego a que nuestros hijos hereden el machismo de esta sociedad y por eso, debemos educarles desde pequeños».

Las jornadas de Ponga continuarán hoy y mañana con nuevas ponencias y debates con las que el Consistorio busca sumar «personas que nos ayuden a remar hacia la igualdad entre hombres y mujeres».

Fotos

Vídeos