El Principado defiende la «inversión pública» en la programación del centenario del Parque

Francisco González, Fernando Lastra y Benigno Fano. /  NEL ACEBAL
Francisco González, Fernando Lastra y Benigno Fano. / NEL ACEBAL

G. P. CARREÑA.

El consejero Fernando Lastra estrenaba este 1 de enero su turno como presidente del Parque Nacional de Picos de Europa, un cargo que afronta justo en el año del centenario del espacio protegido. A los retos de gestión y presencia del lobo se suman las celebraciones de la efeméride, actos que tal y como alertaron los alcaldes de Picos en este periódico, se retrasarán hasta dentro de «tres o cuatro meses» debido a la falta de financiación, que los órganos administrativos del Parque fían a la inversión privada. «Creo que debe ser acompañado también por una inversión pública y en eso estamos», defendió ayer Lastra.

A pesar de que «las celebraciones técnicamente empiezan ya» y «hay una programación más o menos establecida», no será hasta la próxima reunión del órgano de gestión del Parque cuando se concreten. En todo caso, la apuesta del Principado pasa por hacer coincidir la efeméride con los otros dos centenarios que este año vive Covadonga. «Es una coincidencia que tiene que revertir en beneficios objetivos para la comarca», indicó el consejero.

La conmemoración, añadió, debe marcar «un punto de inflexión» en el Parque y sus habitantes. «Nos importa que la convivencia sea más amable y que se vaya considerando que es bueno para todos lo que aporta el Parque a la economía y al desarrollo de la actividad ganadera. Los problemas que hay tienen una forma de abordarse y solucionarse». Esos «problemas» son las trabas que denuncian los concejos en materia de actividad u obras y que en municipios como Onís han llevado al Ayuntamiento a solicitar la salida del Parque.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos