Un «problema administrativo» retrasa el título de hijo predilecto a Ramón Sobrino

La comisión de vecinos promotora del homenaje afronta con «disgusto» el hecho de que el homenaje de mañana no coincida con el distintivo

G. P. LLANES.

El título de hijo predilecto de Llanes al médico Ramón Sobrino no llegará a tiempo para el homenaje que el nonagenario recibirá mañana en la villa. Así lo lamenta la comisión de vecinos promotora del reconocimiento, que ha podido saber que debido a «problemas administrativos» la tramitación del distintivo en el Ayuntamiento aún no ha culminado. El grupo lamenta, además, que «ningún concejal» del cuatripartito les haya trasladado el revés. «Podrían habernos comunicado algo oficialmente», apunta uno de los promotores, Manuel Pumares. Indica, no obstante, que la petición de información acerca de lo ocurrido no ha sido solicitada al equipo de gobierno. «Son ellos los que tenían que llamarnos a nosotros», sostiene.

La idea del homenaje partió de una comisión vecinal, reconocimiento al que se sumó la propuesta de conceder el título de hijo predilecto de Llanes. «Nos dijeron que estaba todo en regla, hasta hoy», apunta Pumares. De este modo, «por ahora no darán el título» ni coincidirá con el acto de mañana, como estaba previsto.

En total, serán 267 las personas que participen en el reconocimiento, que se celebrará con una misa a las 12 horas en la basílica y una posterior comida en el hotel La Palma. Será una jornada «sencilla pero emotiva», adelantan los organizadores, que agradecen la colaboración prestada por los llaniscos en estos meses. «Tuvimos la ayuda importantísima de Ana Pedregal, que se encargó de las entradas y Anca va a hablar en el homenaje», revelan.

Ramón Sobrino nació en Parres de Llanes, en 1927, y ejerció la medicina en el concejo durante décadas. También fue alcalde entre 1976 y 1979, tras la dimisión de Rodrigo Grossi. Actualmente reside en Oviedo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos