Ribadesella crea una comisión para habilitar zona azul en el casco urbano

Intersección entre las calles del Comercio y Manuel Caso. / NEL ACEBAL
Intersección entre las calles del Comercio y Manuel Caso. / NEL ACEBAL

El Ayuntamiento prevé incluir 55 plazas en el centro y también convertir otros 220 aparcamientos de la playa en zona verde

JUAN GARCÍA RIBADESELLA.

El Ayuntamiento de Ribadesella estudiará la conversión de 55 plazas de aparcamiento del casco urbano de la villa en zona azul. La propuesta del equipo de gobierno también prevé transformar en zona verde otras 220 plazas en el barrio de la playa. Para ello, Foro quiere crear una comisión municipal técnico-política con el fin de estudiar ambas iniciativas y avanzar en esa dirección. La puesta en marcha de esa comisión se abordará en el pleno de la próxima semana.

Según avanzó el teniente alcalde, Pablo García, la zona azul de Ribadesella se pretende ubicar en pleno centro urbano, a lo largo de las calles Comercio, con 44 plazas, y Manuel Caso de la Villa, con once. Esta última zona azul se ubicará entre el parque de La Atalaya y la rotonda del olivo. Por su parte, en la calle Comercio, Foro prevé convertir en aparcamiento de cordón el primero de los tramos, ahora en batería, desde el local de un banco hasta el antiguo Cafetín, «para evitar que los vehículos estacionen hasta la misma fachada de los edificios, dificultando las tareas de limpieza y evitando el tránsito de los peatones». Con esta medida se perderán 18 plazas de aparcamiento.

Por otro lado, la zona verde de la playa afectará a las 120 plazas distribuidas entre la calle Dionisio Ruisánchez y el primero de los tramos de Carretera San Pedro, además de las 99 que están localizadas en el estacionamiento público del arenal de Santa Marina. Para esta zona verde se prevén dos tramos horarios de cuatro horas de duración cada uno, de 10 a 14 y de 16 a 20 horas.

Las intenciones del equipo de Gobierno pasan por poner en marcha ambas zonas de aparcamiento de pago el próximo verano, aunque su aplicación futura también se extendería al periodo vacacional de Semana Santa. No obstante, la decisión final se adoptará en el seno de la comisión mixta que quedará constituida la semana que viene. PSOE y Pueblu han anunciado ya que sus representantes en la misma serán Secundino Díaz y Ricardo Cangas, respectivamente.

Esta comisión también decidirá el coste de los estacionamientos. «Hay que echar números y ver si resulta o no rentable», indicó García. Foro quiere que la primera media hora de estacionamiento sea gratuita en la zona azul y pretende establecer medidas compensatorias para los residentes de la playa que no cuenten con plaza de aparcamiento propia.

Con ambas medidas, el equipo de gobierno pretende dar solución a dos cuestiones fundamentales. Por un lado, la zona azul serviría para «conseguir la necesaria rotación de unas plazas de aparcamiento que son imprescindibles para que cualquier ciudadano pueda realizar con comodidad todo tipo de gestiones y compras en el centro de la villa», afirmó García. Por otro, la recaudación que se ingrese con ambas medidas servirá para sufragar los gastos de mantenimiento de la playa de Santa Marina, a los que este año se unirán los correspondientes a la limpieza estival del arenal. En su conjunto pueden rondar los 100.000 euros al año. «Si el Principado no nos echa una mano va a ser complicado mantener las playas en buen estado para el baño», lamentó el teniente alcalde.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos