Ribadesella recurrirá la prohibición de abrir accesos a la playa de Guadamía

Uno de los accesos a la playa de Guadamía, a través del cual el Ayuntamiento riosellano pretendía habilitar la escalera. /  NEL ACEBAL
Uno de los accesos a la playa de Guadamía, a través del cual el Ayuntamiento riosellano pretendía habilitar la escalera. / NEL ACEBAL

La alegación a la CUOTA debe incluir un perfil topográfico de la zona donde irá colocada la escalera de madera, señala la regidora

JUAN GARCÍA RIBADESELLA.

El Ayuntamiento de Ribadesella presentará una alegación contra la resolución de la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio del Principado de Asturias (CUOTA), que rechazó a mediados de enero el proyecto de construcción del nuevo acceso a la playa de Guadamía desde la localidad de Cuerres. Ese paso legal fue el recomendado por el director general de Ordenación del Territorio y Urbanismo, Juan Fernández Pereiro, a la alcaldesa Charo Fernández en la reunión que ayer mantuvieron en Oviedo.

Según explicó la regidora, el recurso municipal deberá incluir el perfil topográfico del tramo final del camino, que discurre sobre una escalera de madera proyectada para salvar la zona de roca que desemboca en el mismo lecho marino. Se trata de una zona que tiene unos tres metros de desnivel, que requieren de una escalera para poder salvarlos con seguridad. La alegación municipal se estudiará y revisará en la próxima reunión de la comisión permanente de la CUOTA, «en la que creen que no habrá ningún problema», afirmó Charo Fernández.

La alcaldesa no se explica cómo habiendo superado los informes ambientales en 2013 el proyecto es rechazado ahora «cuando lo único que se hizo fue sustituir el material de esa escalera». En un principio se había proyectado una estructura metálica que se cambió por otra de madera siguiendo las directrices marcadas desde la propia Consejería de Medio Ambiente.

Tras la «buena disposición» del director general para solventar este obstáculo administrativo, la alcaldesa mantuvo una segunda entrevista con el jefe de la Demarcación de Costas en Asturias, Ramón Galán, para confirmar su compromiso económico con el proyecto. «Así que en cuanto tengamos resuelta toda esta parte de la CUOTA, enviaremos a Costas toda la documentación para que puedan encajar el proyecto dentro de sus presupuestos», añadió Charo Fernández.

Aparcamiento en Vega

A su vez, Principado y Ayuntamiento de Ribadesella se han puesto manos a la obra para habilitar nuevas plazas de aparcamiento en el pueblo de Vega, con el fin de dar servicio a los usuarios de la playa, reducir el tránsito de vehículos por el centro del pueblo y «restar presión a la entrada de la playa». Se actuará sobre los terrenos expropiados en su día para desarrollar el parque-playa de Vega, un suelo húmedo y pantanoso que requiere de un acondicionamiento previo en el que intervendrán las dos administraciones. «Lo que pretendemos es tenerlo listo para el próximo verano», señaló Charo Fernández.

La alcaldesa también mostró su preocupación por la pérdida de arena registrada en la principal playa del concejo, la de Santa Marina, aunque su mayor inquietud está centrada en el futuro mantenimiento de la misma. Por un lado, está la reparación de los daños causados por los continuos temporales, desperfectos que no se adecuarán hasta que no finalice el período invernal. «Si pintar toda la barandilla nos cuesta 70.000 euros, imagínense lo que nos puede costar reparar las zonas dañadas del paseo», afirmó la alcaldesa.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos