El sector hostelero llanisco respalda el rechazo del Ayuntamiento a las banderas azules

G. POMARADA LLANES.

La renuncia, la pasada semana, del Ayuntamiento de Llanes a las banderas azules de las que disponían cuatro de sus playas urbanas no preocupa entre los empresarios de la restauración del concejo. «Entendemos que no va a influir ni repercutir negativamente en el número de visitantes», sostiene el presidente de la Asociación Llanisca de Restaurantes (Allares), Javier Garaña. Desde la entidad habían evitado pronunciarse hasta ayer por tratarse de «un tema complicado», pero una vez fijada la postura de Allares, los empresarios del sector entienden que la cuestión «no es un problema» para en ellos y «respetan la decisión» del cuatripartito, si bien hubieran agradecido «ser consultados».

Respecto a la propuesta del Consistorio de crear una marca de calidad a nivel regional, Allares valora la idea, aunque recuerdan que ya existe un distintivo similar, la Q de Calidad otorgada por el Estado. «A lo mejor se podría crear no solo para playas, también para áreas recreativas o sendas», expone Garaña.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos