Las plantillas de profesorado crecen en 203 plazas y llegan a los 9.182 docentes

La Consejería de Educación presenta la mayor propuesta en cuanto a dotación de los últimos ocho años

E. C. GIJÓN.

La Consejería de Educación y Cultura ha cerrado el proceso de negociación de las plantillas de profesorado de los centros públicos para el curso 2018/2019 junto con las organizaciones sindicales representadas en la mesa sectorial.

La propuesta definitiva, con 9.182 puestos, constituye un incremento de 203 docentes con respecto al curso pasado, y supone el mayor aumento de los últimos ocho años.

El director general de Personal Docente, Manuel Villar, ha matizado que, al margen de esta plantilla básica, todos los centros contarán el próximo curso escolar con el número de profesionales que necesiten para atender las demandas del sistema educativo, puesto que a estos docentes se sumará el personal funcionario de carrera e interino oportuno, una vez se den a conocer los datos reales de matriculación.

Por su parte, el consejero de Educación y Cultura, Genaro Alonso, afirmó ayer que espera dar a conocer en febrero el número de plazas de cada especialidad que se convocarán en la Oferta Pública de Empleo de 2018. «Ahora solo queda determinar el número de plazas por cada especialidad. Cifra que tiene que negociarse en la mesa general», indicó, adelantando que, al no haber Presupuestos Generales del Estado y desconocer la tasa de reposición, el Ejecutivo autonómico fijará el número de plazas basándose en la tasa de estabilización.

El consejero señaló también que aún no tiene cuantificadas las necesidades de créditos extraordinarios para su departamento, pero mostró su interés en contar con los fondos necesarios que permitan sacar adelante los proyectos de construcciones, que son los «más afectados» por la prórroga presupuestaria.

Críticas de los sindicatos

Alonso también se refirió a las críticas de UGT y Suatea, que el lunes tachaban de insuficiente la propuesta manifestando que se habían fijado en base a criterios económicos y no pedagógicos y acusando al Gobierno de querer distraer y engañar a los más ingenuos. «El número de plazas ha aumentado, y para nada ha habido directrices restrictivas, sino de eficiencia y eficacia», se defendía ayer el consejero.

Por su parte, la Asociación de Docentes Interinos de Asturias (ADIA), valoró «positivamente la decisión de la consejería de retrasar el anuncio si ello es debido a un proceso de revisión y ampliación de plazas tal y como se reclamó». No obstante, ADIA dice echar en falta una vez más algún tipo de explicación al respecto más allá del mero anuncio referente al retraso».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos