Podemos lleva al Congreso la supresión del «expolio» del peaje del Huerna

Puente Ingeniero Carlos Fernández Casado, en la AP-66. /O. Villa
Puente Ingeniero Carlos Fernández Casado, en la AP-66. / O. Villa

R. MUÑIZ GIJÓN.

El Congreso de los Diputados registró ayer una proposición no de ley del grupo de Podemos que reclama «estudiar el coste de la rescisión y supresión inmediata» de la concesión que Aucalsa explota en la autopista AP-66 y, «en todo caso, recuperar la gestión pública y suprimir el peaje en el año 2021». La iniciativa propone derogar directamente el Real Decreto que en el año 2000 acordó alargar el plazo concesional hasta el otoño de 2050. También reclama al Ministerio de Fomento que publicite en internet el expediente completo de la obra de la autopista, su concesión, y los estudios de tráfico efectuados.

«No es lícito que nos sigan expoliando», señaló Daniel Ripa, diputado autonómico de Podemos. «Treinta y cinco años dan de sobra para amortizar la obra», razonó. A su juicio, la iniciativa supondrá que «el PP y el PSOE van a tener que decidir si quieren o no liberalizar el peaje, basta ya de ser los primos del norte, perjudicar a nuestra economía y a nuestros exiliados, la mayor parte de los cuales están en Madrid y tienen que pagar por volver a casa».

«Los asturianos sufrimos uno de los peajes más caros de España», agregó el diputado nacional de la formación Segundo González. El firmante de la proposición entiende que la concesión fue prolongada «sin justificación aparente» y reclama la documentación para «saber si se produjeron irregularidades».

La sospecha la basa en que tres años después de prorrogar el peaje, la administración vendió la concesión a un consorcio liderado por Sacyr, constructora que «figura en la contabilidad B del PP, acreditada por el juez Ruz, y que recogía a los donantes del partido».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos