Restaurante El Restallu

El Restallu, una sidrería de mesa y mantel

El Restallu, una sidrería de mesa y mantel
Reconocido punto de encuentro para los amantes de la sidra y el buen comer, El Restallu ofrece una cocina tradicional basada en productos de primera calidad
PUBLIRREPORTAJE

En una ciudad como la nuestra hablar de los productos de la tierra es hablar del mar, y hablar de pescados y mariscos del cantábrico es hablar de El Restallu, y es que los 20 años que esta popular sidrería lleva en activo lo corroboran. Buen servicio, buena calidad- precio, y sobre todo una excelente materia prima. Tras más de una década de vida, El Restallu se ha convertido en uno de los restaurantes de visita obligatoria en Gijón. Hablamos hoy con sus propietarios y fundadores, Fernando Iglesias y Pilar Álvarez, a quienes les avalan décadas de experiencia en hostelería

-El Restallu abrió sus puertas hace dos décadas, ¿cómo recuerdan los inicios?

Como en casi todos los comienzos los primeros meses fueron difíciles, pero a base de tesón y esfuerzo conseguimos seguir adelante, aunque eso sí, con muchísimas horas de trabajo y mucho cariño.

-Jefe de cocina y jefa de sala y administración respectivamente…

Si, formamos un buen equipo, Fernando es el jefe de cocina y yo ejerzo de jefa de sala, responsable de la repostería y encargada de la parte administrativa del negocio, todo ello reforzado por un personal fiel, eficaz y profesional con el que hemos formado una gran familia. Entre todos trabajamos cada día por conseguir nuestro objetivo, que no es otro que dejar a la gente con el mejor sabor, el de las ganas de volver. De hecho actualmente Fernando está ya jubilado pero aún así, siempre está pendiente de que todo vaya como a él le gusta, un objetivo que se cumple fácilmente gracias al buen hacer de Luis Muñiz, nuestro actual chef.

-A juzgar por su abundante clientela fija, es un objetivo conseguido, después de tantos años ¿dónde cree que reside su éxito?

Materias primas de la mejor calidad, buen hacer en los fogones y la mejor atención al cliente, no hay trucos, ni fórmulas mágicas. Hacerse con un nombre en el sector de la hostelería no es fácil, y menos en una región como la nuestra que puede presumir de una indiscutible cultura gastronómica, así que se trata de preservar la calidad, respetar el producto y cuidar al cliente. Además hay que tener un local a la altura, por eso a lo largo de estos años las renovaciones y mejoras de las instalaciones han sido constantes, comedores, cocina, baños, todo ha ido remozándose, sin ir más lejos acabamos de hacer una renovación de la instalación del aire acondicionado.

-El ya famoso Menú Arroz con Bugre es todo un buque insignia del establecimiento, ¿cómo surgió la idea?

Cuando abrimos, Fernando tenía claro que como restaurante teníamos que aportar una especialidad, una propuesta gastronómica que nos identificara y nos diferenciara, así que aunque yo no tenía nada claro que pudiera funcionar, comenzamos a hacer tanteos con un menú cerrado. Fuimos probando con un menú de carne, un menú de pescado y el menú Arroz con Bugre, nuestros clientes decidieron por nosotros, y a estas alturas no es necesario explicar cuál fue finalmente el escogido…

-¿Y de eso hace ya cuantos años…?

Poco a poco lo fuimos mejorando e individualizando, de forma que no fuese algo ya preparado, sino que se cocinara exclusivamente para los comensales en mesa. En el año 2000 el menú Arroz con Bugre ya se incluyó como plato estrella de la casa, convirtiendo a El Restallu en pionero, a nivel nacional, en la creación de un menú al que, con los años, le han salido no pocas imitaciones en otros establecimientos, pero que es y seguirá siendo el Menú de El Restallu, compuesto por un entrante a base de Jamón Ibérico, gambas a la plancha y arroz con bogavante, todo ello acompañado de bebida y postre.

-No obstante no es el único menú ni especialidad por la que destacan…

Así es, la nuestra es una cocina de mercado, así que al margen de la carta en la que se pueden encontrar desde los platos asturianos más tradicionales hasta las raciones ideales para el picoteo y que el comensal podrá acompañar por la bebida asturiana por excelencia, la sidra, o bien regados por alguno nuestros excelentes vinos, a lo largo del año ofrecemos diferentes propuestas gastronómicas con productos de temporada, como es el vigente menú de Bogavante.

-¿En qué consiste?

Esta es la mejor época para el Bogavante del país, el Bogavante Azul, así que todos los años sacamos un menú especial a base de: Tosta de bocartes con jamón ibérico, zamburiñas a la plancha, un bogavante a la plancha por persona y una botella de Albariño. También me gustaría destacar que hemos incorporado a la carta un jamón de primerísima calidad, 100% ibérico y 100% montanera. Llevamos años confiando en Montenevado, proveedor de nuestro jamón ibérico de cebo, una casa que nunca nos ha fallado, así que hemos sumado una opción más para los amantes del jamón ibérico. Nuestra filosofía pasar por mantener siempre unos niveles de calidad impecables y la mejor atención posible a nuestros clientes, y seguimos trabajando en ello día a día.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos