El Comercio

La portavoz del PP de Siero, Beatriz Polledo.
La portavoz del PP de Siero, Beatriz Polledo. / SUSANA SAN MARTÍN

«Foro me planteó un acuerdo con Somos para seguir en la Alcaldía»

  • «La instalación de un centro de empresas en el Cinema Siero es una prioridad, no podemos tener un activo ocioso en el centro de La Pola»

  • Beatriz Polledo Presidenta del PP de Siero y portavoz del grupo municipal

Beatriz Polledo es la presidenta de la Junta Local del PP de Siero desde hace tres años y portavoz del grupo municipal popular en el Ayuntamiento.

¿Qué balance haría del acuerdo entre PSOE y Foro en Siero?

Es sorprendente que después de lo acontecido en Siero, con una moción de censura de Foro para desbancar al PSOE del gobierno y de una campaña también muy dura, se nos descuelguen ahora con este hipotético pacto. Ellos dicen que es programático, pero para nada, yo creo que está basado en intereses personales. No hay más que ver el aumento de las retribuciones de los concejales de Foro en más de un 120% tras el pacto. Tampoco se nos ha presentado un documento por escrito con una serie de propuestas, como se hace en cualquier pacto serio.

¿Por qué los sueldos y las dietas están siempre en el centro del debate político, cuando Siero es el concejo que menos paga en relación al presupuesto y la población?

Cuando ves actuaciones de este tipo, es lógico que estén en el centro del debate. Esos apoyos se dan en función del aumento retributivo y se ha liberado a una persona de la oposición por primera vez. Además, nos parece muy injusto que tenga el mismo sueldo que el de cualquier concejal con competencias y responsabilidades, cuando esa persona ni siquiera va a las comisiones. Es un desequilibrio absoluto. La labor política te lleva un tiempo y debe ser retribuida, pero siempre entendimos que sea por trabajo efectivo. Hay unas dietas, que son muy dignas, y es por lo que apostamos.

No es ninguna novedad en Siero que concejales de la oposición, sobre todo los minoritarios, cobren más que los del equipo de gobierno.

La proporcionalidad, en el momento en que hay ocho partidos y algunos de una sola persona, es imposible de cumplir. Creo que está bien que tengan representación en todas las comisiones para estar al día de los temas.

¿En qué se diferencia ese acuerdo de gobernabilidad en Siero con el llamamiento de su partido, tanto nacional como regional, al diálogo entre adversarios políticos?

No podemos comparar una situación nacional con la local. Ha habido una investidura, donde no hubo un apoyo, sino una abstención por parte del PSOE, que ha costado mucho. Y luego siempre ha habido entendimientos en lo que llaman los pactos de los constitucionalistas. Esos temas no son trasladables al ámbito local. A mayores, el PP siempre ha pactado con el PSOE, antes, ahora y en el futuro, pero lo que hay que ser es coherente, porque si alguien ha echado en cara esos pactos, precisamente ha sido Foro Asturias. No tenemos más que recordar cómo insistían machaconamente en el pacto PPSOE, el pacto del duernu, la entente cordial...Esos pactos siempre los va a haber entre los dos grandes partidos y es lógico. La diferencia, lo acabo de decir, es que este no es un pacto basado en un programa, sino oculto y que hemos sabido por la vía de los hechos: liberaciones, el incremento de las retribuciones y los dos puestos de libre designación como contrapartida al PSOE. Nosotros apoyamos la última modificación de crédito y el PSOE sabe perfectamente cómo puede llegar a pactos con el PP: con el programa encima de la mesa. Ahora hay un debate de presupuestos y seguro que llegaremos a acuerdos en muchas cosas, en otras no, pero con planteamientos programáticos y con total transparencia.

¿No cree que la gente está muy harta de ese 'guerracivilismo' permanente y solo demanda inversiones en su pueblo y soluciones a sus problemas cotidianos?

Por supuesto, y el PP de Siero quiere solucionar los problemas de los ciudadanos, no ser parte del problema. Creo que cualquiera que se dedique a la política tiene claro que los ciudadanos quieren que lleguemos a acuerdos para mejorar su calidad de vida y los servicios que presta el Ayuntamiento. Lo que ha pasado en Siero en los últimos años es para olvidar y, afortunadamente, ahora mismo estamos en otra dinámica.

¿Es cierto que, tras las últimas elecciones municipales, Foro les ofreció un pacto con Somos Siero para quitar la Alcaldía al PSOE?

Sí, es cierto. El portavoz (Eduardo Martínez) me planteó la posibilidad de llegar a un acuerdo con Somos para seguir con la Alcaldía, con el PP y que ya se encargaría él de buscar el concejal número trece que faltaría. Yo le dije que, evidentemente, no contara con el PP para un pacto de ese tipo, porque creo que en política no vale todo. Lo que habría hablado con Somos, lo desconozco.

¿Y por qué no desveló esa proposición en su momento?

Porque me pareció tan fuera de lugar y tan extravagante, que tampoco le di validez. El planteamiento era inviable completamente.

Problemas internos

Lo cierto es que el PP quedó como cuarto partido en Siero en las últimas elecciones. Algo habrán hecho mal ustedes.

Se han hecho muchas cosas mal y veníamos de una situación muy complicada. Todos sabemos lo que pasó en la última legislatura: la creación del nuevo partido, Foro Asturias, que tuvo un impacto en el PP, que lo partió por la mitad. Eso, unido a las mociones de censura en nuestro municipio, los casos de transfuguismo o una serie de cosas con el candidato, dejó muy mermado al PP en Siero. Desde que nosotros llegamos, lo que estamos haciendo es construir y eso es lo complicado. Hay una renovación absoluta en el PP de Siero, tenemos que seguir trabajando y espero que, más pronto que tarde, volveremos a gobernar en este municipio.

Si relegan de las comisiones a su concejal Luis Javier Seoane argumentando que no dispone de tiempo para prepararlas, ¿qué sentido tiene que siga como edil?

Es algo puntual. Todos los concejales del PP tenemos nuestro trabajo y hay que compaginarlo con la actividad pública en el Ayuntamiento. En este caso, Javier tenía una carga de trabajo importante y era lo razonable. Él sigue ahí y seguirá, y está haciendo una buena labor en Lugones.

Se dice que le han pedido el acta de concejal y que se niega.

No, para nada. El acta es personal y si él decidiera dejarlo porque no pueda compaginar ambas cosas, será una decisión suya. Yo lo voy a respetar.

La auditoría del Patronato

Acaban de aprobar una auditoría externa en el Patronato Deportivo, a petición del PP. Y si concluye que hay que subir cuotas o cerrar instalaciones, ¿qué harán?

Hay un problema en el Patronato que se lleva arrastrando desde hace mucho tiempo. Lo que queremos es un diagnóstico para poder tomar decisiones políticas, porque ahora mismo no tenemos datos. Hay que darle una vuelta a todo y buscar opciones que no pasen por cerrar instalaciones. Y si hay que subir algunas tasas, ya se verá. La auditoría pretende ayudar a que el déficit no se siga disparando y buscar soluciones para dar un mejor servicio.

Su moción para rehabilitar el edificio de Cébrano ahí sigue.

No hay ninguna voluntad por parte del equipo de gobierno de hacer nada en ese edificio. Vamos a pedir una partida en el presupuesto para que, por lo menos, se dote de seguridad a los edificios municipales. No se pueden tener cerrados y seguir soportando actos de vandalismo.

¿Crear un centro de empresas será una prioridad en sus demandas al nuevo presupuesto?

Sí, su instalación en el Cinema Siero es una prioridad. No podemos tener un activo ocioso en el centro de La Pola. También se debe potenciar la Agencia de Desarrollo Local y todo lo relacionado con emprendedores.

Si el gobierno acepta sus peticiones, ¿apoyarán el presupuesto?

Aparte de este centro, llevamos muchas más cosas como un plan estratégico de eficiencia energética, que podría ser una vía de ahorro muy importante, sin que por ello haya un déficit de luz, que traería problemas de seguridad. Voy a pedir que se replantee la financiación del Centro Polivalente de Lugones, que se alargue hasta 2019, porque nos va a dejar muy mermados para otras inversiones o se subirán los impuestos. Y luego una apuesta por el saneamiento de la zona rural y modernizar la administración. Están saturados todos los departamentos y, tecnológicamente, faltan medios. Planteamos bonificaciones para las ordenanzas y nos dijeron que no había medios para saber el impacto que tendría esa posible bonificación. Eso no puede ser, porque afecta a la toma de decisiones.