El Comercio

Entra en vigor la primera ordenanza municipal de limpieza y recogida de residuos

  • Además todas las aguas residuales domésticas deberán verterse al alcantarillado municipal

La primera ordenanza municipal de limpieza y recogida de residuos de Siero entró anteayer en vigor con sus obligaciones, prohibiciones y sanciones. Y para darle la máxima difusión al nuevo reglamento, el Ayuntamiento va a distribuir ejemplares entre los vecinos, según anunció ayer el concejal de Medio Ambiente, Javier Rodríguez.

Dentro de la limpieza viaria, la ordenanza prohíbe arrojar cualquier residuo desde los vehículos; sacudir ropas o alfombras sobre la vía pública; escupir, orinar o defecar en la vía pública; vaciar, verter y depositar cualquier residuo en espacios públicos; o la colocación de tendales en las fachadas que den a la calle. Además todas las aguas residuales domésticas deberán verterse al alcantarillado municipal. Y, si no existe, a un sistema autónomo de depuración.

Por otro lado, los titulares de una finca deben segarla con regularidad para evitar que los matorrales invadan la vía pública y todas las construcciones deberán mantenerse para impedir su abandono y deterioro. También se obligará a mantener limpias y en buen estado de conservación las fachadas, rótulos de numeración de portales, medianeras descubiertas, entradas, escaleras de acceso, cierres o portones.