El Comercio

El cierre de Talleres Cubia deja a cuarenta y dos trabajadores en la calle

Los trabajadores, ayer, delante de una de las naves de la empresa, en Silvota.
Los trabajadores, ayer, delante de una de las naves de la empresa, en Silvota. / S. S. M.
  • Los empleados llevan tres meses sin cobrar y temen que la sociedad cese totalmente su actividad el 13 de febrero

Los cuarenta y dos empleados de la plantilla de Talleres Cubia, empresa de calderería y bienes de equipo situada en el polígono de Silvota, se quedarán en el paro el próximo día 13 de febrero, si no antes, por el cierre de la empresa, que consideran inminente. Mañana se cerrará en el Servicio Asturiano de Solución Extrajudicial de Conflictos (SASEC) el periodo de consultas del Expediente de Extinción de Empleo, que los sindicatos aseguran que cerrarán «sin avenencia, porque no estamos de acuerdo con lo planteado por la empresa» . A partir de ahí empezarán a contar hacia atrás los días para el cierre.

Los trabajadores, que no han recibido los meses de diciembre y enero, ni la paga extra de Navidad, tampoco esperan cobrar en febrero. «Nuestros próximos ingresos serán como muy pronto, el próximo 10 de marzo, cuando cobremos por primera vez el paro», lamentan. Tampoco esperan recibir las indemnizaciones que les corresponderían por cada año de trabajo y dan prácticamente por hecho que «acabaremos en Fogasa, porque hay compañeros que se fueron antes y a día de hoy siguen sin cobrar las liquidaciones».

Ellos mismos, movidos por el deseo y la necesidad conservar su empleo, ofrecieron a los propietarios de la empresa «soluciones para no llegar a esta situación, como la reducción temporal de la plantilla o la búsqueda de nuevos clientes, pero no hemos conseguido nada. Pasamos de ser ciento veintiséis personas y trabajar para las empresas más importantes que hay en esta región, a ser ahora cuarenta y dos e irnos todos a la calle».

Los empleados que aún quedan en Talleres Cubia acuden cada día a trabajar a pesar de la situación. Consideran que se ha llegado «por la mala gestión de la empresa» y acusan a la dirección de haber rechazado «algunos trabajos (de firmas con las que Cubia ha colaborado durante años) que ahora están haciendo en otros talleres».

Respecto al dinero que se les adeuda, los empleados de Cubia indican que «iban a vender una nave que tienen vacía para pagarnos, porque dicen que no tienen liquidez, pero eso también fue mentira». Ahora se ven en el paro.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate