El Comercio

Llanera, Noreña y Siero trabajarán para reactivar la Mancomunidad del Nora

  • Los primeros ediles de las tres corporaciones que la integran reconocen que el ente supramunicipal no ha cumplido sus objetivos a día de hoy

Pese a que el último informe de la Sindicatura de Cuentas sobre la fiscalización del sector público local, a cierre del ejercicio 2015, veía «poco recomendable» la continuidad de entes supramunicipales como la Mancomunidad de la Comarca del Nora por su «falta de actividad», los alcaldes de Llanera, Noreña y Siero no piensan en su disolución.

Pese a todo, los regidores de los municipios que integran la agrupación reconocen una cierta falta de coordinación en el pasado, que ha llevado a que los objetivos no se hayan cumplido del todo hasta la fecha. El alcalde de Llanera, Gerardo Sanz, señaló que el informe de la Sindicatura de Cuentas ya se encuentra en manos de las tres corporaciones y reconoce que «hay que trabajar por que haya actividad». No obstante, también recalcó que es «complicado» gestionar un ente «que implica a tres ayuntamientos». «Nosotros siempre apostamos por el trabajo combinado de las tres corporaciones y no entendemos la Mancomunidad del Nora como un ente aparte, sino como un proyecto que es bueno para la zona centro», destacó. Sanz pidió una mayor colaboración y coordinación entre los miembros de la entidad supramunicipal. «Por mi cabeza no pasa la disolución, Llanera quiere que funcione», apostilló.

Por su parte, Amparo Antuña, alcaldesa de Noreña, insistió en que la intención de todas las partes implicadas pasa por la «reactivación» de la agrupación. «Los contactos se mantienen y no queremos una disolución». Antuña destacó, en esta línea, que existe una reunión pendiente para marcar la hoja de ruta a seguir por la Mancomunidad de la Comarca del Nora, cita que aún no tiene fecha fijada. «Lo que tenemos que conseguir es una mayor coordinación y colaboración, además de mancomunar cuestiones más allá de lo turístico», indicó.

El alcalde de Siero, Ángel García, quiso dejó claro que la Mancomunidad de la Comarca del Nora «no supone ningún gasto para los vecinos ni para las arcas municipales», al no contar con un presupuesto ni personal establecido. No obstante admitió que «es obvio que, a día de hoy, no se ha cumplido con los objetivos» que se habían establecido en el momento de su constitución. El primer edil subrayó la idea de la dificultad intrínseca a la hora de llevar a cabo acciones coordinadas entre tres corporaciones diferentes, si bien recalcó que «hay distintos proyectos» de futuro.

«La relación entre los tres ayuntamientos es excelente y, en cierto modo, aunque no se vean resultados en forma de ideas concretas, la mancomunidad sí ha servido para mejorar la comunicación entre las tres corporaciones», resaltó. García apuntó, no obstante, la necesidad de contemplar el potencial de colaboración del ente «más allá del turismo, lo que puede conducir a otros logros».

Falta de actividad

El informe de la Sindicatura de Cuentas del Principado de Asturias, incluye quince consorcios, mancomunidades, fundaciones y organismos autónomos que aparecen como carentes de actividad o en trámites de liquidación/disolución. La Mancomunidad de la Comarca del Nora, sin actividad desde el 2011 según el ente fiscalizador, sería una de ellas.

En las conclusiones del informe se recomendaba que «se inicien o culminen los respectivos procesos de liquidación y disolución, especialmente en aquellas entidades que no tuvieron actividad desde su creación». La Mancomunidad de la Comarca Vaqueira, Occidental, la de los Montes de Peñamayor y la Suroccidental de Asturias son otras agrupaciones que se citan en la misma situación que la Mancomunidad del Nora.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate