El Colegio de Médicos dice que defiende a la profesión contra el intrusismo

La institución aclara que solo llevará a la Fiscalía al 'curandero' Josep Pàmies si llega a dar una charla el domingo en Nava, pero que no irá contra el hotel

J. C. D. NAVA.

El Colegio de Médicos de Asturias justificó ayer su labor de defensa de la profesión médica ante la aparición de «una pléyade de presuntos procedimientos terapéuticos, sin base científica alguna, no regulados, que pueden ser y, de hecho, en muchos casos son muy peligrosos para la salud».

El colegio emitió un comunicado, tras la polémica surgida por el burofax que le envió al Hotel Villa de Nava con la advertencia de que acudiría a la Fiscalía si se celebraba el domingo en sus instalaciones una conferencia del 'curandero' y activista Josep Pàmies. Fuentes del colegio aclararon ayer que tan solo pondrán los hechos en conocimiento del Ministerio Fiscal si se lleva a cabo la charla y que procederían solo contra el conferenciante, en ningún caso contra el hotel, como se pudo dar a entender en el burofax. Tampoco mencionan a los organizadores, que es la tienda naveta Yebio-Productos Ecológicos. Su propietaria, Marta Baragaño, confirmó ayer que mantiene para el domingo, a las 18.30 horas, la charla titulada 'Vivir con buena salud. Industria alimentaria y farmacéutica sin escrúpulos'.

«Un peligro para la salud»

Según el colegio profesional, el conferenciante «defiende un terapia alternativa médica basada en la curación a través de las hierbas, práctica que, presuntamente, incurre en intrusismo y pueden suponer un peligro para la salud pública». Y subraya que la institución médica «se encuentra absolutamente alineada contra el intrusismo, las prácticas irresponsables, la estafa, el engaño y la irresponsabilidad» y que eso significa «tolerancia cero» frente a la propagación de falsas expectativas de curación y, en especial, «cuando se promueven tratamientos inútiles o carentes de las más elementales seguridades o directamente nocivos para la salud». Y añaden que sienten «máximo respeto a la práctica médica legal, a la que pone la centralidad en el enfermo, aunque no sea la que entendemos como convencional».

Explica que el Colegio Oficial de Médicos de Asturias cuenta con una Comisión de Intrusismo, «que se encarga de la vigilancia y la denuncia en sede judicial de los casos comprobados de prácticas sanitarias ilícitas y peligrosas». Y concluye su comunicado afirmando que, siendo consecuente con los puntos expuestos, manifesta «su firme decisión de poner en conocimiento de la Fiscalía cualquier tipo de práctica sanitaria ilícita y peligrosa».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos