Los cuatro concejales del PP de Grado dejarán el partido

Pamela Rubio. / E. C.

Pasarán a ser no adscritos en el Pleno del próximo martes y serán expulsados automáticamente de la formación

DANIEL LUMBRERAS OVIEDO.

El PP, principal partido de la oposición en Grado, se quedará el próximo martes sin ningún concejal. Ese día, cuando se celebre Pleno ordinario, los cuatro concejales de la formación -el portavoz, José Ramón González, Natividad Castrillo, Pamela Rubio y Luis Antonio Calvo- pedirán el paso a la condición de no adscritos por desavenencias con la actual directiva local encabezada por José Manuel Puente.

Culmina así un largo proceso de desencuentros entre concejales y partido en Grado que comenzó en las elecciones de 2015 y tuvo su máxima expresión el mes pasado, cuando se celebró el congreso local del partido. La candidatura de Puente derrotó a la de González y este recurrió la elección.

«Tuvimos problemas desde 2015. Llega un momento en que hay que tomar esta decisión que no es agradable pero que consideramos adecuada. Hay una incompatibilidad con la junta directiva, nos tienen marginados, no hay coordinación para el trabajo, no hay sintonía», justificó ayer la decisión el portavoz municipal.

González afirmó que el congreso en el que se eligió a José Manuel Puente, con el que «no tenemos ningún problema», fue «sucio» y acusó al exalcalde, Antonio Rey, de ser «el que se encargó de que IU gobernarse» al trabajar por la «división» de su propio partido. El edil aseguró que «seguirán haciendo oposición a Izquierda Unida» desde su nueva situación y eludió adelantar si los ediles díscolos concurrirán por su cuenta a las elecciones de 2019.

La junta directiva del PP Grado acogió ayer la decisión de los concejales con «sorpresa» y «disgusto», en palabras de su presidente, José Manuel Puente. «No nos parece de sentido común está actuación. La nueva junta tuvo una reunión con el portavoz el 19 de junio antes del Pleno para acordar las posiciones políticas y no se habló nada de esto».

Para el dirigente popular «no hay motivo aparente» para que los concejales renuncien a sus siglas. «No sé si es una pataleta porque no va adelante esa impugnación (del congreso) de este señor. Por parte de mi candidatura estamos totalmente tranquilos». Ha convocado una reunión extraordinaria de la junta local el próximo jueves para pedir a los ediles que devuelvan su acta.

El secretario general del PP de Asturias, Luis Venta, explicó que convertirse en no adscritos hará que los concejales sean «automáticamente expulsados». Venta reconoció que puede darse la kafkiana situación de que la Comisión de Garantías del Partido, que se reunirá en fechas próximas, resolviese el recurso contra el congreso del PP moscón favor de González, pero al notificarse la resolución a un no afiliado «no tendría ningún efecto».

Para Venta, lo sucedido supone «una vez más, aprovecharse de unas siglas para lograr una representación y cuando abandonan el proyecto, solo una parte. En lo personal y lo público deberán responder».

Fotos

Vídeos