Equo rechaza que el Matadero Central implante rituales de sacrificio sin aturdimiento

L. I. A. NOREÑA.

La formación política Equo Asturias ha expresado, a través de un comunicado, su rechazo a que el Matadero Central de Asturias -adquirido por el Grupo Panero y que previsiblemente entrará en funcionamiento este otoño-, implante rituales de sacrificio de animales sin aturdimiento.

Según explicó uno de los portavoces de la Red Equo Derechos de los Animales en Asturias, Sergio Fernández Sierra, «es inaceptable porque provocan al ganado un sufrimiento innecesario». En el caso del macelo ubicado en Noreña, sus propietarios se mostraron dispuestos desde el primer momento a añadir a sus servicios los ritos 'halal' y 'kosher', utilizados tradicionalmente por las religiones musulmana y judía, respectivamente. «Aducen que el daño ocasionado es mínimo, pero lo cierto es que aumentan el dolor y estrés de los animales en el momento de su muerte», defendió Fernández Sierra, que se basa en un informe elaborado por la Asociación de Veterinarios Abolicionistas de la Tauromaquia y del Maltrato Animal (Avatma).

Asimismo, criticó que la Unión Europea no obligue a informar en los envases de carne sobre la carencia de aturdimiento previo. «En Equo apostamos por un etiquetado que señale los métodos de sacrificio utilizados para facilitar un consumo consciente», añadió.

Fotos

Vídeos