Fallece a los 97 años en Bimenes Amable Vallina, 'Mable el de Melendreros'

'Mable' Vallina con un 'texu' en Melendreros en 2015. /  PABLO NOSTI
'Mable' Vallina con un 'texu' en Melendreros en 2015. / PABLO NOSTI

Este nonagenario cultivó durante su vida una afición por los árboles y plantó numerosos 'texos' por todo el concejo

L. I. / J. C. D. BIMENES.

El nonagenario yerbato Maximiliano Amable Vallina González, conocido popularmente como 'Mable el de Melendreros', falleció ayer en su domicilio de Bimenes a los 97 años de edad. La capilla ardiente está instalada en la sala 1 del Tanatorio de Nava y el funeral será hoy, a las 17 horas, en la iglesia parroquial de San Emeterio.

Este hombre soltero y perteneciente a una familia numerosa -de la que ya solo queda su hermana Consuelo- vivió toda su vida en contacto con la naturaleza. Desde niño desarrolló una pasión por los árboles cuando ayudaba a su padre a injertar castañales. Y con el tiempo se acabó convirtiendo en un experto en los 'texos', un árbol sagrado para varias culturas por su longevidad, y que 'Mable' se dedicó a plantar y cuidar por todo el concejo a lo largo de su vida. Empezó con un ejemplar en la Sierra de Peñamayor y se empeñó en ornamentar con un 'texu' todos los santuarios de Bimenes.

Minero y combatiente

El fallecido tuvo una vida difícil. Desde pequeño se vio obligado a trabajar para contribuir al sustento de la casa e ingresó en la mina. Con la guerra civil, fue incorporado a filas en octubre de 1938 como integrante de la denominada 'Leva del Biberón'. Estuvo en los frentes de Castellón y Valencia como soldado de infantería y artillería.

Al finalizar la contienda española, regresó a su pueblo natal de Melendreros y volvió a trabajar en el Pozo Sotón, de San Martín del rey Aurelio, adonde se desplazaba a pie atravesando el monte. De adulto hizo también de guía en excursiones por Peñamayor donde mostraba toda su sabiduría.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos