Llanera será pionero en el plan estatal para rehabilitar viviendas destinadas a alquiler

Fermín Bravo, Sonia García, Pilar Varela, Gerardo Sanz y Consuelo Álvarez observan los planos del anteproyecto de rehabilitación de las antiguas casas de los maestros ubicadas en Posada. / NOSTI
Fermín Bravo, Sonia García, Pilar Varela, Gerardo Sanz y Consuelo Álvarez observan los planos del anteproyecto de rehabilitación de las antiguas casas de los maestros ubicadas en Posada. / NOSTI

El Ministerio de Fomento, el Gobierno del Principado y el Ayuntamiento invertirán 490.000 euros en las antiguas casas de los maestros de Posada

LYDIA IS POSADA.

«Es un día histórico». Así definió ayer la concejala de Bienestar Social de Llanera, Consuelo Álvarez, la presentación del anteproyecto para la rehabilitación integral de uno de los dos bloques de las antiguas casas de los maestros ubicadas en las inmediaciones del Colegio Público San José de Calasanz, en Posada, que permitirá la construcción de nueve viviendas que se destinarán a alquiler social.

Y ciertamente se hará historia, puesto que se trata de una iniciativa pionera desarrollada en el marco del plan estatal de vivienda y mediante un convenio por el que se destinarán 490.861 euros repartidos entre el Ministerio de Fomento (147.258 euros), el Gobierno del Principado (164.438) y el Ayuntamiento (179.163).

El alcalde, el socialista Gerardo Sanz, señaló que se trata de un «proyecto ilusionante» y recordó que las viviendas llevan deshabitadas desde 2002. «Hasta ahora, con el gobierno del PP no se había hecho nada, a pesar de que en 2011 el Pleno aprobó una moción presentada por Foro que contó con el apoyo de PSOE e IU y que ya planteaba la rehabilitación», lamentó.

Asimismo, explicó que los dos edificios se encuentran deteriorados y cifró que su demolición ascendería a unos 150.000 euros. «Gracias a este convenio, por un poco más, tendremos nueve viviendas», destacó. La iniciativa incluye el derribo del otro inmueble cuya superficie -unos 450 metros cuadrados-, se aprovechará para aparcamiento y espacio urbano para el disfrute vecinal.

Está previsto que la redacción del proyecto concluya este mes y que las obras salgan a licitación antes de que finalice el año con un plazo de ejecución de once meses y medio. Y aunque Sanz no se aventuró a dar plazos, confió en que las viviendas puedan adjudicarse en 2019.

En este sentido, la concejala de Bienestar Social avanzó que el equipo de gobierno ya está trabajando en la elaboración de un reglamento de acceso a las viviendas en el que se dará prioridad a jóvenes, mayores y familias monoparentales. «Lo haremos en consenso con el resto de grupos y será un procedimiento abierto y lo más transparente posible», garantizó Álvarez.

En cuanto a los detalles técnicos, Sonia García, aparejadora municipal, fue la encargada de explicar la actuación que se llevará a cabo. «El edificio que se va a rehabilitar recuperará la comunicación con el acceso trasero del colegio desde la zona del centro de salud y se cuidarán la accesibilidad y la eficiencia con la instalación de un ascensor, una caldera de biomasa y la máxima calificación energética», apuntó.

El inmueble, que conservará cinco alturas -planta baja y cuatro pisos-, dispondrá de nueve viviendas de entre 63 y 70 metros cuadrados, de las que una se reservará para personas con movilidad reducida. Asimismo, cuatro tendrán tres dormitorios dobles, otras cuatro dos dobles y uno sencillo, y una de ellas contará con dos habitaciones dobles.

300 inmuebles para arreglar

Por su parte, la consejera de Servicios y Derechos Sociales, Pilar Varela -que acudió a la presentación del anteproyecto acompañada por el director general de Vivienda, Fermín Bravo-, destacó que «se trata de una medida novedosa que favorecerá el acceso a la vivienda» y recordó que el Principado detectó el pasado año, tras realizar un estudio del parque público municipal, la existencia de 300 inmuebles pendientes de arreglo. «Propusimos al ministerio abrir una nueva línea de ayudas y le pareció bien, luego lo trasladamos a los ayuntamientos a través de la Ferdercion de Concejos y además de Llanera, participaron Candamo, Mieres y Peñamellera Baja», relató.

Asimismo, anunció que ya se ha resuelto la convocatoria de ayudas a entidades municipales para subvencionar actuaciones en áreas de regeneración y renovación urbana, que movilizarán 1,2 millones de euros y peritirán recuperar 83 viviendas de particulares en los municipios de Villanueva de Oscos, Santa Eulalia de Oscos, Taramundi, Grandas de Salime, Vegadeo y Ribadesella.

Por otro lado, Varela recordó que Asturias tiene el segundo parque de viviendas públicas de España, por detrás de Extremadura. «Disponemos de 9.587 inmuebles, es una política que se ha ido construyendo de forma paulatina y que seguimos incrementando año a año, al igual que su mantenimiento y las ayudas económicas al alquiler».

Temas

Llanera

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos