Milagro en Lugones, infortunio en la Pola

La procesión del Cristo Yacente en Lugones fue la más multitudinaria. /  FOTOS: SUSANA SAN MARTÍN
La procesión del Cristo Yacente en Lugones fue la más multitudinaria. / FOTOS: SUSANA SAN MARTÍN

La nueva Cofradía pudo celebrar las dos procesiones del Cristo Yacente y de La Soledad; en la Pola se suspendió El Encuentro

J. C. D. SIERO.

Las tres procesiones programadas para la jornada de Viernes Santo en el concejo de Siero corrieron una suerte desigual. Mientras que en Lugones pudieron sacar, entre chaparrón y chaparrón, al Cristo Yacente y a la Virgen de la Soledad, la lluvia impidió en la Pola repetir, por tercer año consecutivo, la recuperada procesión de El Encuentro.

En Lugones se estrenaba la Cofradía del Cristo de la Piedad y Virgen de la Soledad y lo hizo con la fortuna del principiante. Al mediodía se celebró el Via Crucis entre la capilla de El Carbayu y la iglesia parroquial con bastante asistencia de gente. Y por la tarde, los feligreses participaron en los oficios de la pasión, seguido de la solemne procesión del Cristo Yacente, que fue portado por dieciséis costaleros. La lluvia hizo su aparición cuando la imagen estaba alcanzando de nuevo el templo y llegó incluso a mojar un poco la urna.

Lo que vino después fue el diluvio universal y cundió el pesimismo entre los cofrades ante la siguiente cita nocturna. Pero, dos horas después, volvió a escampar y pudo salir también la imagen de la Virgen de la Soledad, portada por doce mujeres. «Estamos más que contentas, lo siguiente», afirmaba ayer Rosi Menéndez, hermana mayor de la cofradía, que cuenta ya con 110 miembros. También comentó que este año hubo más gente en la procesión del Cristo que en la de la Soledad, frente a lo que viene siendo habitual, y lo achacó a la incertidumbre por el mal tiempo. «Estamos en pañales todavía, pero iremos pasito a pasito», subrayaba la hermana mayor sobre el futuro de la cofradía y de los festejos religiosos.

En la Pola se quedaron con la ilusión de volver a presenciar la procesión de El Encuentro, que se recuperó en el año 2016 después de medio siglo sin celebrarse. La lluvia redujo los actos a la misa en la iglesia parroquial.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos