Santa Apolonia se despide al galope en Pañeda

Los jinetes demostraron su creatividad en el desfile de disfraces.
Los jinetes demostraron su creatividad en el desfile de disfraces. / FOTOS: NOSTI

Saúl Fernández Lorenzo se impone en la tradicional carrera de burros

LYDIA IS PAÑEDA (SIERO).

La débil pero insistente lluvia no estropeó los planes en Pañeda. La localidad celebraba el último día de las fiestas patronales de Santa Apolonia y cientos de personas se dieron cita ayer por la tarde para asistir a la tradicional carrera folclórica de burros.

Y el espectáculo no defraudó. Una docena de jinetes se disputaron las diferentes mangas en las que hubo competición en estado puro, algunas caídas, sanas rencillas y muchas risas y aplausos por parte del público. Saúl Fernández Lorenzo, de Mieres, fue el gran triunfador a lomos de 'Blanquito' y venció en las dos modalidades, velocidad y marcha atrás. «Es bastante duro porque tienes que agarrarte bien para no caer, hay bastante competencia, está muy reñido», señaló.

Era su primera vez en Pañeda y aseguró que repetirá experiencia. «Empecé a participar este año en las carreras y me gustó tanto que compré un burro con el que estoy entrenando», desveló. Y añadió que menos en una, en la que quedó segundo, en el resto de pruebas cruzó el primero la línea de meta.

Por su parte, Juan Hernández, de La Felguera y Rubén Blanco Argüelles, de Pañeda, quedaron en segundo y tercer puesto. Otro local, José Ignacio Cardín, sorprendió a los presentes con un elaborado disfraz. Vestido del líder de Podemos, Pablo Iglesias, con su inconfudible coleta, acompañó el atuendo con una camilla en la que aparecía tumbado el presidente del gobierno, Mariano Rajoy, rodeado de billetes de 500 euros. «Encontré los billetes de Rajoy en Pañeda y se desmayó del susto», explicó entre risas. Cardín lleva quince años participando en la carrera y aseguró que «lo hago para continuar una tradición de muchos años».

Pero Pañeda también tiene jóvenes promesas. Es el caso de Rubén Moro, que a sus doce años llegó disfrazado de Donald Trump, al que no le faltaba el 'páxaru', un águila calva muy lograda. El burro también lució vestimenta de mariachi. Tras la carrera, tuvo lugar la merienda y la posterior verbena.

Fotos

Vídeos