El secretario de Siero certifica que una moción en asturiano debe traducirse

La portavoz del PP de Siero, Beatriz Polledo, mostrando el informe jurídico y el acta de la comisión. / S. S. M.
La portavoz del PP de Siero, Beatriz Polledo, mostrando el informe jurídico y el acta de la comisión. / S. S. M.

La edil del PP, Beatriz Polledo, dice que le ha dado la razón a sus quejas en una comisión y exige la dimisión de la presidenta, Noelia Macías

J. C. D. SIERO.

La portavoz del PP de Siero, Beatriz Polledo, mostró ayer el informe jurídico que había solicitado al secretario municipal, donde concluye que la moción que Izquierda Unida presentó en la comisión del pasado lunes -y que estaba redactada solo en asturiano-, debería haber sido traducida antes por el Servicio de Normalización Lingüística. La moción -que demanda el apoyo plenario a la oficialidad de la 'llingua'- ha sido incluida de nuevo en el orden del día de la comisión de Urbanismo, Empleo y Desarrollo Económico del próximo lunes.

Polledo considera que este informe jurídico le da plenamente la razón en sus quejas ante la comisión: que la moción debía estar redactada en castellano y asturiano simultáneamente y que, por lo tanto, debía volver de nuevo a la comisión cumpliendo ese requisito.

La portavoz del PP exigió ayer incluso la dimisión de la presidenta de la comisión, la socialista Noelia Macías: «Debería hacerlo por dignidad, porque utilizó a los servicios jurídicos para afirmar justo lo contrario de lo que dice el informe». Polledo mostró el acta de la última comisión, donde la presidenta afirma que lo había consultado al secretario y a la vicesecretaria y que, en ambos casos, concluyeron que era «perfectamente válido» presentar la moción solo en asturiano conforme a la Ley de Uso y Promoción del Asturiano. La concejala Macías declinó ayer comentar este incidente, si bien aseguró que no piensa dimitir por este asunto menor.

«A IU le ampara una ley del PP»

Polledo quiso aclarar que no se opone a que IU haya presentado una moción exclusivamente en asturiano, «porque le ampara una ley aprobada por un gobierno del PP», pero insistió en que la presidenta debería haberla llevado traducida antes de pasar al dictamen de la comisión.

La portavoz popular criticó también que se tache a quienes se oponen a la oficialidad de la 'llingua' «de ser menos asturianos». Y aseguró que en su casa hubo siempre una gran inquietud hacia la lengua y la cultura asturiana. «Y yo lo hablo, pero con libertad, lo que no admito es que se me imponga uno artificial», dijo. Y reiteró la tesis de su partido de que «no hay demanda social y se está buscando un problema donde no lo hay».

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos