Siero prevé recaudar solo 19.515 euros de más con las ordenanzas fiscales

El Pleno extraordinario de las ordenanzas fiscales celebrado ayer en el Ayuntamiento de Siero. / DAMIÁN ARIENZA

El Pleno aprueba los impuestos y tasas para 2018 con el voto de cinco partidos, el rechazo de IU y Somos y la abstención del Partido Popular

JOSÉ CEZÓN POLA DE SIERO.

El Ayuntamiento de Siero prevé incrementar tan solo en 19.515 euros la recaudación de impuestos y tasas municipales para el ejercicio 2018, tras el acuerdo político del PSOE y Foro de congelar las ordenanzas fiscales, que ayer recibió el apoyo plenario de los grupos minoritarios Plataforma Vecinal de La Fresneda, Ciudadanos, Pinsi y el edil no adscrito Javier Seoane. El PP se abstuvo y Somos Siero e Izquierda Unida votaron en contra.

De esa cantidad total, 18.400 euros se corresponden con el servicio de comedor escolar, que se incrementará en quince céntimos, tras dos informes técnicos que indican que la tasa actual está muy por debajo del coste del servicio, que seguirá sin cubrirse con ese aumento. Comenzará a aplicarse ya al comenzar el nuevo curso escolar el día 11 de septiembre. Por contra, habrá una bonificación del 20% por el uso del suelo en el mercadillo semanal de El Berrón.

El concejal de Economía, Alberto Pajares, expuso como argumento político para congelar las ordenanzas «la buena situación de las arcas municipales» y apuntó que el incremento del índice de precios al consumo (IPC) en un 1,5% «supone que, en términos reales, bajará la carga fiscal».

Pajares expuso otros objetivos de tipo técnico: armonizar la normativa de funcionamiento cotidiano de la administración, adaptar tarifas al coste del servicio, la inclusión de nuevas tarifas relacionadas con la administración electrónica, separar la parte fiscal del resto en la ordenanza del agua y refundir en una sola ordenanza todas las vinculadas con la ocupación del dominio público.

Y descartó las propuestas de la oposición del IBI social y el cobro a las empresas eléctricas por ocupación del suelo, vuelo y subsuelo, basándose en informes desfavorables, y otra de Ciudadanos para descontar el 20% a los autónomos por el abono del Patronato Deportivo.

El portavoz del Pinsi, Juan Camino, felicitó al gobierno por la premura en aprobar las ordenanzas y, aunque reconoció que le gustaría «ajustar más algunas tasas», prefiere «no gravar más a los vecinos para tener que destinar después el dinero a amortizar deuda». El portavoz de Ciudadanos, Sergio García, expresó su preocupación por el impuesto de la plusvalía, «aunque sé que depende de una ley de rango superior aún por definir», dijo. Y valoró positivamente la bonificación al mercadillo de El Berrón.

El portavoz de la PVF, José Carlos García, aseguró que Siero «sigue manteniendo unos precios muy competitivos y por debajo de otros ayuntamientos de similares características». Y recomendó «no caer en la tentación de bajar algunos impuestos, porque eso determina el techo de gasto y nos llevaría a disponer de menos dinero para inversiones y servicios de calidad». El concejal no adscrito Javier Seoane dijo que apoyará siempre la congelación de impuestos. Y el portavoz de Foro, Eduardo Martínez, manifestó que el acuerdo era «coherente con nuestro programa electoral».

Críticas de IU, PP y Somos

El portavoz de IU, Edgar García, pidió gravar con la 'viñeta' a los turismos de más potencia y más contaminantes, y una tasa a los dueños de perros potencialmente peligrosos por actualizar sus datos. Propuso la figura del «fijo discontinuo» en el comedor escolar y bonificaciones sociales en las actividades de la Fundación de Cultura. Y de las tasas a las eléctricas aseguró que van ya dieciocho sentencias favorables a ayuntamientos que litigaron con las empresas.

La portavoz del PP, Beatriz Polledo, lamentó «la falta de iniciativa e ideas» del gobierno por no aprovechar una economía saneada «para ser ambiciosos y devolver algo a los vecinos». Reclamó la bajada de todos los impuestos, a la vez que revisar los costes de los servicios y combatir el fraude fiscal y los impagos.

La concejala de Somos Ana Ballester calificó la propuesta de «medidas técnicas y correcciones de procedimiento y sin calado». Acusó al PSOE de «malos burócratas que se dedican a repetir lo que hicieron los anteriores y ahora socios» y de «pensar siempre en clave electoral y nada es más impopular que subir impuestos». Aludió a las necesidades en saneamientos, transporte público y servicios sociales. Y propuso un recargo del 50% a los viviendas desocupadas, o bien utilizarlas para alquileres sociales.

Los turnos de réplica se convirtieron en el intercambio habitual de acusaciones, críticas y reproches de los plenos de Siero.

Temas

Siero

Fotos

Vídeos