La variante de Cayés discurrirá por la zona este para salvar el núcleo rural

La variante de Cayés discurrirá por la zona este para salvar el núcleo rural
Lastra con los vecinos de Cayés en el centro social de la parroquia. / SUSANA SAN MARTÍN

Los vecinos aceptan el trazado que menos afecta a las viviendas. Con 2.230 metros, el Principado espera que esté hecho en un máximo de 24 meses

MARCOS GUTIÉRREZ POSADA.

Los vecinos se decantan por que la variante de Cayés discurra por la zona este de la parroquia. Esta es la opción preferida de entre las dos alternativas que ayer les planteó el Principado. El consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, les trasladó las dos opciones más adecuadas para que la ansiada infraestructura sea, finalmente, una realidad. El director general de Infraestructuras y Transportes, José María Pertierra, destacó que lo que el Principado ha evaluado «son una serie de alternativas. No queremos sustraer de lo que es la información pública ninguna. Después hicimos un estudio específico de dos de ellas».

Abundó que la primera es la que pasa «entre el núcleo de Cayés y el río Nora; y la otra, entre el núcleo de Cayés y el polígono. Son las dos opciones distintas que, en ambos casos, evitan el paso de los vehículos pesados por Cayés, con distintas soluciones. Una, con una mayor proyección de vertebración de la red regional y otra, con una mayor afección al ámbito natural, que es la que va paralela al río Nora y que afecta al bosque de ribera».

En efecto, en la primera de las alternativas el trazado comienza en el borde del Polígono Industrial de ASIPO y bordea todo el núcleo rural de Cayés por el Oeste, dirigiéndose al Sur hacia el río Nora, donde se plantea un nuevo puente a unos 200 metros aguas abajo del actual. La segunda opción, por el este de la parroquia, tiene un trazado de 2.230 metros que partiendo de la carretera AS-17a, al oeste de la antigua tejera, transcurre su tramo intermedio sensiblemente paralelo al río Nora.

«Se había hablado de que la solución final se iba a tomar con los vecinos», dice el alcalde

Luis Álvarez, presidente de la Asociación de Vecinos de Cayés, explicó que la opción adoptada «era una de las alegaciones que consideramos como admisibles». Explicó que, en este sentido, «hay el compromiso y la voluntad política para que en un plazo de entre 18 y 24 meses esté ejecutada». El siguiente paso será sacar a licitación la redacción del proyecto. La intención del ejecutivo Autonómico es que los trabajos den comienzo con carácter inmediato.

El consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, destacó que Llanera es «un Ayuntamiento clave en el área central metropolitana de Asturias». En este sentido, recalcó que «si al final optamos, como parece, por dar satisfacción a la reivindicación vecinal», la decisión llevará aparejada el compromiso por parte del Ayuntamiento «de hacerse cargo de algunas de las cargas que corresponden». Precisamente, el alcalde de Llanera, Gerardo Sanz comentó que, respecto a la ansiada variante de Cayés, «ya desde 2015 se había hablado de que la solución final se iba a tomar de la mano de los vecinos». Y finalmente recordó que la variante de Posada «es algo ineludible».

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos