El Comercio

Start Innova
STARTinnova empieza curso

STARTinnova empieza curso

  • Catorce centros educativos de distintos puntos de Asturias participan en la cuarta edición del programa de fomento de la cultura emprendedora de EL COMERCIO

STARTinnova vuelve a las aulas. El programa de fomento de la cultura emprendedora que organiza EL COMERCIO en Asturias inicia su cuarta edición, avalado por el éxito de las tres anteriores y por un poder de convocatoria que, cada año, hace que unos dos centenares de estudiantes de Bachillerato y Formación Profesional añadan a su currículo escolar un acercamiento al mundo empresarial basado en internet y contenidos teóricos y prácticos muy diferentes a los que se suelen dar en clase.

En esta edición, catorce centros de distintos puntos de la geografía asturiana, tanto públicos como privados y concertados, participarán con varios equipos en STARTinnova, una iniciativa que une formación y competición porque, después de varios meses de trabajo, habrá solo diez grupos que lleguen a la gran final y dos ganadores, uno por cada categoría –menores de 17 años, que se corresponde a alumnos de primero de Bachillerato, y mayores de 17 años, para estudiantes de segundo de Bachillerato y FP–. Este año se superarán con creces los 200 estudiantes, lo que supondrá el récord de participación en STARTinnova.

Cuatro bloques

El programa cuenta en esta edición con el apoyo como patrocinadores del Principado de Asturias, a través de la Consejería de Empleo, Industria y Turismo, EdP, Caja Rural de Asturias, Aenor, la Federación Asturiana de Empresarios, el Centro Europeo de Empresas e Innovación y la Universidad de Oviedo. Además, la Cámara de Comercio de Oviedo, Talento Corporativo, Leverad, Ascensores Tresa y Talleres Zitrón estarán involucrados como padrinos de distintos centros.

Aunque la presentación será el próximo jueves en el Aula Magna del Edificio Histórico de la Universidad de Oviedo, estos días, entre clases y deberes, los jóvenes participantes ya comienzan a darse de alta en la plataforma de e-learning en la que se basa todo el proyecto. Durante cerca de cinco meses irán superando bloques de trabajo que les van a acercar a lo que significa convertirse en emprendedor. Así, hasta el 17 de noviembre, se centrarán en el primero de ellos, ‘Aprendiendo a emprender’, mediante el que conocerán las características de las personas emprendedoras: la visión, la proactividad, la capacidad de planificación, la habilidad de comunicación, la capacidad de negociación, la capacidad de sinergia y la motivación.

El segundo bloque, ‘De la idea al proyecto’, abordará cómo se confecciona un proyecto de negocio empresarial y, para ello, se tomará como base el modelo Canvas, creado por Alexander Osterwalder, que destaca por su sencillez y que es una herramienta que utilizan, sobre todo, las ‘startups’, pero que también es muy útil para compañías tradicionales. Entre las claves de esta fase estarán nociones como la estructura de costes, la segmentación del mercado, los canales de distribución y comunicaciones, la relación con el cliente o los flujos de ingresos, entre otros.

Proyecto empresarial

En el tercero, ‘Desarrolla tu proyecto’, llegará el gran reto: llevar a la práctica los planteamientos que hasta entonces solo son teoría. La experiencia de ediciones anteriores señala que esta es una fase crucial en STARTinnova.Será en este punto cuando los alumnos deban consultar fuentes, cotejar precios de proveedores, salarios, calcular los beneficios, definir sus canales de venta y distribución y, sobre todo, identificar a sus clientes y centrar la forma en la que van a satisfacer sus necesidades. De este modo, cada equipo, formado por cuatro o cinco alumnos, tendrá que identificar una idea y desarrollar el correspondiente proyecto de emprendimiento, empleando para ello la aplicación basada en la metodología Canvas que pone a su disposición STARTinnova. Tendrán un mes y medio para cumplir con esta crucial tarea.

Después, los proyectos serán puntuados por profesores de la Universidad de Oviedo, coordinados por el director del Área de Empleabilidad, Enrique Covián Regales. Los docentes realizarán una evaluación a ciegas de todos los trabajos, por tanto no sabrán a qué centro pertenece cada equipo, y pondrán nota a distintos aspectos que, posteriormente, la plataforma web de STARTinnova ponderará. De sus calificaciones y del peso que atribuya el programa a cada aspecto valorado saldrá la nota global y, con ella, la selección de equipos participantes en la gran final. Ese será el bloque cuarto, al que solo llegarán los mejores, y que supondrá la defensa del proyecto ante un comité de expertos en un formato similar al conocido como ‘elevator pitch’, denominado así por su brevedad, como si se tratara de una conversación de ascensor. No obstante, en este caso, los equipos dispondrán de unos diez minutos para convencer al jurado de que su proyecto se merece ganar. La exposición sumada a la calificación anterior de los profesores de la Universidad de Oviedo determinará quiénes son los ganadores de esta cuarta edición en las dos categorías con las que cuenta.

Para guiar a los alumnos a través del proyecto y también para verificar que los estudiantes interiorizan los conceptos y reflexionan antes de responder a los diferentes ejercicios planteados en los bloques habrá uno o varios tutores en cada centro. Ellos serán los encargados de coordinar el desarrollo de la actividad y también, en caso de llegar, de aconsejar a los participantes cómo desarrollar su exposición en la gran final. Además, cada uno de los tres bloques iniciales se completará con charlas digitales en las que distintos emprendedores contarán a los alumnos su experiencia y responderán a sus dudas.