Los termómetros seguirán hoy a la baja con fuertes precipitaciones por la tarde

La mayoría de los paseantes echaron mano del paraguas durante todo el día en Gijón. / PALOMA UCHA
La mayoría de los paseantes echaron mano del paraguas durante todo el día en Gijón. / PALOMA UCHA

La cota de nieve se sitúa en los 1.100 metros pero subirá a lo largo del día. El mercurio se estabilizará durante un fin de semana con presencia de lluvias

Ó. PANDIELLO GIJÓN.

Las lluvias y las bajas temperaturas no abandonarán el Principado durante varios días. Pese a que la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha retirado la alerta amarilla por lluvia, nieve y fenómenos costeros, lo cierto es que las condiciones seguirán siendo adversas en buena parte de la región. De esta forma, las precipitaciones serán puntuales y dispersas a lo largo de la mañana mientras que por la tarde serán más frecuentes e intensas. Tendrán especial incidencia en la mitad oriental. El frío se acentuará, aunque, como ayer, no se registrarán temperaturas en negativo. Cangas del Narcea, con seis grados, fue ayer el lugar con la mínima más baja. En Avilés, Langreo y Gijón marcó siete en su menor registro.

La cota de nieve se situará en los 1.100 metros durante la mañana. La previsión de la Aemet, sin embargo, apunta a una subida progresiva a lo largo del día. Al final de la jornada se situará en torno a los 1.800 metros. Las autoridades recomiendan extremar las precauciones al conducir por las carreteras del Principado a causa del firme resbaladizo. Por este motivo, las cadenas fueron obligatorias ayer en Tarna y San Isidro. El mercurio, aunque no experimentará cambios notables, seguirá a la baja durante toda la jornada. Así, el descenso de las mínimas dejará heladas débiles en varios puntos de la cordillera. Cangas del Narcea volverá a ser el lugar más frío, con cuatro grados de mínima. En Oviedo será de cinco y en Gijón, ocho.

Para mañana, las estimaciones de la Aemet indican que las lluvias no abandonarán el Principado durante toda la jornada. Así, los cielos cubiertos serán la tónica general, especialmente en la zona oriental, con chubascos persistentes que irán remitiendo con el paso de las horas. La cota de nieve y las temperaturas, asimismo, subirán. La primera se situará entre los 1.700 y 2.000 metros, mientras que las máximas serán de 14 grados en Oviedo, 16 en Gijón y 17 en Avilés.

Fin de semana nuboso

Para volver a ver los cielos despejados habrá que esperar hasta la semana que viene. El fin de semana, por tanto, se presenta nuboso aunque con temperaturas estables. El sábado las lluvias serán de carácter débil y ocasional, con más frecuencia en el entorno oriental. El domingo, sin embargo, los chubascos volverán con fuerza a toda la región. Las temperaturas experimentarán un ligero ascenso. En Gijón, las temperaturas oscilarán entre los 13 y los 17 grados; en Oviedo entre 12 y 16 y en Avilés entre los 13 y los 17. No se prevén avisos amarillos durante los próximos días.

Más información

Fotos

Vídeos