Las aerolíneas de bajo coste echan un pulso al Principado con la supresión de todos los vuelos a Londres

Las aerolíneas de bajo coste echan un pulso al Principado con la supresión de todos los vuelos a Londres
Una aeronave de EasyJet despega del aeropuerto de Asturias en el que opera desde 2005. / CITOULA

EasyJet deja de volar a Stansted desde octubre, mes en el que tampoco Iberia Express y Vueling venden pasajes a Heathrow y Gatwick al quedarse sin convenio

Chelo Tuya
CHELO TUYAGijón

Asturias se queda sin vuelos directos a Londres este invierno. El 1 de octubre es el último día para el que es posible adquirir un pasaje al segundo aeropuerto del mundo, el británico de Heathrow, en la conexión que ofrece Iberia Express. El 26 del mismo mes expira el plazo para comprar un billete al también londinense de Gatwick, con el que conecta Vueling. Dos días después, saldrá del aeropuerto asturiano el último vuelo de EasyJet hacia la terminal de Stansted.

Solo la aerolínea británica confirmó ayer el abandono de la ruta. «Quedará suspendida este invierno», aseguraron a EL COMERCIO fuentes de la compañía. Frente al silencio de las otras dos operadoras, Amadeus, la plataforma en la que aparecen todos los vuelos que se comercializan, evidencia que Iberia Express y Vueling amenazan con seguir sus pasos.

Porque mientras sí es posible comprar billetes a Madrid, París o Lisboa en diciembre, a partir de octubre no existe posibilidad de reservar pasajes en vuelo directo desde Asturias con ningún aeropuerto londinense. Una ruta, la británica, impulsada siempre con subvenciones regionales y que este año, precisamente en octubre, queda sin financiación.

Según fuentes del sector turístico, que no haya billetes a la venta es «un pulso al Gobierno regional de las aerolíneas de bajo coste» con el objetivo de que vuelva a habilitar fondos para promocionar la ruta. Porque después de concluir los convenios firmados con Air Nostrum, que operó la conexión con Londres hasta 2005; con Easyjet, cuyo acuerdo con el Principado acabó en 2015, el 1 de octubre próximo caduca el contrato que desde septiembre de 2016 obliga a Iberia Express y Vueling a ofrecer hasta 321 frecuencias con los aeropuertos de Heathrow y Vueling, respectivamente.

Conectividad en riesgo

Con los 1.089.000 euros que la Sociedad Pública de Gestión y Promoción Turística y Cultural del Principado, ente de la Consejería de Empleo, Industria y Turismo, pagará a ambas compañías se elevan a 22 los millones que, desde 2007, el Principado ha desembolsado en mejorar la conectividad aérea asturiana.

Así, entre 2007 y 2011 de las arcas regionales salieron 8,6 millones, de los que se beneficiaron empresas como Air Nostrum, EasyJet o Air Europa, aunque nunca se hicieron públicos. Se calcula que entre 2011 y 2015, EasyJet recibió 2 millones.

A esas cifras hay que sumar las oficiales. Transparentes son los convenios ganados vía concurso por Volotea, que recibirá 3,9 millones hasta 2019 por sus rutas con Múnich y Venecia, así como el logrado por la Unión Temporal de Empresas formada por Iberia, Iberia Express, Air Nostrum, Vueling, Viajes El Corte Inglésy Alsa. Ellas se repartieron hasta 2017 6,2 millones.

Algo que tiene difícil repetición ahora. En la defensa de sus cuentas para 2018, el consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola, ya advirtió que «los convenios de promoción turística dependen de que se aprueben los presupuestos», algo que no ha ocurrido. Por ello, mientras el consejero de Presidencia, Guillermo Martínez, precisaba ayer que «no consta que EasyJet vaya a dejar de operar en el aeropuerto de Asturias», desde las patronales turísticas se activaban todas las alarmas.

«Que supriman rutas es una noticia malísima. Y que desaparezca la competencia, también, porque se encarecerán los vuelos, advirtió el presidente de Operadores Turísticos y Agencias de Viaje de Asturias (OTAVA). Para Íñigo Fernández, el aeropuerto de Asturias «es clave», por lo que pide una apuesta por las conexiones. Desde Otea, la patronal que aglutina hotelería y hostelería, su presidente José Luis Álvarez Almeida precisaba en La Lupa, de Canal 10, que «necesitamos un debate serio para saber qué destinos son los que más nos interesan».

Un millón de viajeros

Un debate el de los destinos que siempre ha generado polémica, ya que la patronal empresarial no logró enlaces como el de Francfort (Volotea optó por Múnich en el concurso que ganó) o mantener a compañías que llegaron sin contraprestación, como Air France, que llegó a ofrecer tres vuelos diarios con Charles de Gaulle. Solo Air Berlín, que operó desde 2008 a 2011, y TAP, que conecta Asturias con Lisboa, operaron sin ningún aporte regional.

Con los cinco millones que, en total, se calcula salieron del Gobierno regional a las cuentas de EasyJet, la compañía ha movido desde 2005 más de un millón de viajeros en su conexión con Londres. Una ruta que mantenía su ritmo de ventas pese a que, desde mayo de 2016, competía con los vuelos de Vueling e Iberia Express. En 2017 vendió 76.224 pasajes entre los aeropuertos de Asturias y Stansted, por encima de los 71.987 que comercializó en 2007, el año con mayor tráfico de pasajeros en la historia del aeropuerto de Asturias.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos