El Comercio

Irónicos retratos de familia

Una de las escenas de 'Tamaño familiar', que ayer se estrenó en Avilés.
Una de las escenas de 'Tamaño familiar', que ayer se estrenó en Avilés. / E. C.
  • 'Tamaño familiar', nuevo estreno teatral en un Palacio Valdés a rebosar

Por su título, 'Tamaño familiar' podría recordar aquel otro cinematográfico, de Berlanga, 'Tamaño natural'. Cabría buscar conexiones, pero en la obra dirigida por Quino Falero e interpretada por Llum Barrera, Alfonso Lara, Camila Viyuela y Pepe Lorente, los retratos domésticos son más plurales que en aquel amor delirante por un maniquí. El Teatro Palacio Valdés volvió a llenarse para acudir a un nuevo estreno, que parte de los textos escritos por Ignacio del Moral, Anna R. Costa, Roberto Santiago, Juan Carlos Rubio, Alfredo Sanzol y Yolanda García Serrano, quienes han creado la base de unas historias encadenadas aliñadas mediante un humor que a buen seguro hubiera hecho disfrutar a Berlanga o a Rafael Azcona.

Cambios vertiginosos

La familia ya no es lo que era, aunque uno de los modelos que se presentaron fue el de María, José y Jesús, orientados por la Paloma, que tampoco cabe negar que tiene su larga tradición. Sin embargo, los tiempos corren que es una barbaridad, y también hubo ejemplos hasta de un progenitor extraterrestre. O de un muy terráqueo ministro corrupto. Entre otros varios paradigmas.

El mosaico sobre las tablas resultó tan divertido y en ocasiones hilarante, como significativo de la pluralidad que envuelve en nuestro tiempo a los núcleos familiares, lo que dio ocasión por otro lado a un recital en el que las virtudes interpretativas se multiplicaron por el vértigo de los cambios en los que cada uno de los actores fueron mudándose de un personaje a otro. Sin apenas dar respiro, brindando fogonazos de unas mini-historias que, pese a su corta duración, imprimieron estampas sucesivas de perfiles acabados.

De tamaño natural. De la misma envergadura fueron los aplausos que premiaron un trabajo ameno, irónico y sobresaliente.