El Comercio

Avilés, referencia nacional en las cláusulas sociales de los contratos públicos

A la jornada de ayer en la Escuela de Emprendedoras asistieron concejales, secretarios y técnicos municipales.

A la jornada de ayer en la Escuela de Emprendedoras asistieron concejales, secretarios y técnicos municipales. / MARIETA

  • EL Ayuntamiento fue pionero en el desarrollo de una instrucción que ahora está sirviendo de base para otras ciudades como Madrid o Gijón

Hace ya algo más de seis años que el Ayuntamiento de Avilés puso en marcha la Instrucción para la inclusión de criterios sociales en los contratos públicos. Fue una iniciativa del gobierno de Pilar Varela que suponía reservar una cuota de mercado para las empresas de inserción y los centros especiales de empleo y la valoración de determinadas cláusulas de tipo sociales en las adjudicaciones de los contratos. Así, Avilés se convirtió en un municipio pionero a nivel nacional en materia de responsabilidad social y en un ejemplo para otras ciudades que ahora empiezan a seguir este modelo.

«Ayuntamientos como el de Gijón, o incluso el de Madrid, se están basando en estas fórmulas que se impulsaron en Avilés a partir del año 2009», explica Manuel Peña, secretario técnico de la Asociación de Empresas de Inserción del Principado y organizador de una jornada sobre compra y responsabilidad pública socialmente responsable que tuvo lugar ayer en la Escuela de Emprendedoras.

Concejales, secretarios municipales y técnicos de ayuntamientos de distintos puntos de Asturias se dieron cita ayer en Avilés para conocer más en profundidad estas acciones de sensibilización de la responsabilidad social en la ciudad y en otros lugares como Salamanca o el País Vasco. «Se trata de que la gente más vulnerable pueda incorporarse al mundo laboral por la vía ordinaria», cuenta Peña.

En los últimos seis años, en Avilés, nueve contratos han sido reservados a empresas de inserción y centros especiales, se han incorporado criterios sociales a 122 pliegos en la contratación pública municipal y 336 personas con dificultades de acceso al empleo han podido conseguir un puesto de trabajo, según detalló ayer la alcaldesa, Mariví Monteserín, en el acto inaugural de la jornada. «Esto permite la contratación de personas que, de lo contrario y en muchos casos, serían beneficiarias de rentas pasivas como el salario social», afirmó.

Es el caso, por ejemplo, del contrato de mantenimiento de zonas verdes en centros educativos públicos y otros edificios municipales, que prestan en el concejo personas en riesgo de exclusión. «Así contribuimos a romper el ciclo de desventajas de muchos colectivos», asegura la regidora avilesina, que también incide en que la inclusión de este tipo de cláusulas reporta beneficios sociales «sin coste económico añadido y sin suponer merma alguna en los intereses de las empresas participantes en los procesos de licitación».

Premios internacionales

El modelo Avilés de responsabilidad social no solo ha hecho mella en el resto del país, sino que también ha sido reconocido en el exterior, y ha recibido distinciones en la Conferencia Europea de Responsabilidad Social, ha sido finalista en los premios BP de la Unión Europa a la Innovación en la Administración Pública y también se ha llevado el premio Guangzhou a la Innovación Urbana en China.

La alcaldesa, no obstante, considera que aún hay que seguir avanzando, no sólo en los procedimientos de contratación pública municipal, sino también «en la sensibilización y apoyo al tejido empresarial, fundamentalmente a pequeñas empresas y otras entidades del territorio para que incorporen prácticas de responsabilidad social en su ámbito de actuación».