El Comercio

Poesía latiendo por las venas

Isabel Marina muestra la portada de su poemario.
Isabel Marina muestra la portada de su poemario. / MARIETA
  • La avilesina Isabel Marina publica su primer poemario 'Acero en los labios'

Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra y con una amplia trayectoria profesional a sus espaldas, donde, entre otras responsabilidades, fue jefa de comunicación en la Universidad Carlos III, el retorno a su ciudad natal permitió que Isabel Marina (Avilés, 1968) se entregase de lleno a su pasión por la poesía. Aunque reconoce el efecto positivo de alejarse de un día a día tan exigente como el mundo de la comunicación. «Al disponer de más tiempo, he podido escribir más, leer, participar en cosas... Estar viva», confiesa.

Aunque, en su caso, la escritura no es algo nuevo. «Llevo toda la vida escribiendo, prosa poética y poesía. Y, ahora, sale por primera vez a la luz», comenta Marina.

El ahora es 'Acero en los labios' (Ediciones Camelot), su primer poemario después de que su nombre apareciese en antologías como 'Mina de palabras', 'Versos desde el corazón' o 'Lluvia de palabras', dedicada a escritores avilesinos.

«En Asturias existe una cantera muy grande de poetas y reconocida fuera de la región. Es una suerte editar con Camelot. Es una editorial joven, de Villaviciosa y donde Pablo realiza un gran trabajo», afirma.

Con un prólogo de Fernando Álvarez Balbuena, 'Acero en los labios' se organiza en tres grandes partes para recoger sus 45 poemas. «Existe un hilo conductor. Empiezan con un sentido existencialista, con un tono nihilista o desesperanzado y, a través de los poemas, avanza hacia la luz. 'Somos fulgor' escribo al terminar», explica Isabel Marina.

La presencia de su ciudad también se encuentra entre las palabras del libro. «Nací a la poesía en Avilés y su presencia está en todas las páginas. También la de Asturias», comenta.

La reciente aparición del libro no impide que ya haya logrado reconocimientos, como la elogiosa crítica de José Luis Morante que ha enorgullecido a la autora.

Inspiración y trabajo

Confiesa que sus poemas surgen de la inspiración. «Escribo en un rato, en un trance», pero luego los deja reposar antes de acercarse a ellos con mirada crítica. «Pulirlos es un trabajo muy importante. En algunos casos, los dejos casi como están. Pero en la mayoría existe una corrección. Soy muy crítica conmigo y, como se dice, existe la inspiración, pero que te coja trabajando».

Reconoce influencias múltiples y variadas, de todo tiempo y condición. A la hora de hablar de autores cita a la generación del 50 española, Luis Rosales, Alejandra Pizarnik o Jane Kenyon, descubierta por Hilario Barrero, uno de los autores vivos que cita entre sus lecturas preferidas al igual que a José Luis García Martín o Luis Miguel Rabanal.

Después de haber presentado el libro en Madrid el pasado 23 de septiembre, Isabel Marina prepara su gira por Asturias. De momento, ya tiene fecha para Oviedo, donde José Luis García Martín la presentará en un acto que se celebrará en Foro Abierto de la Librería Cervantes el próximo 24 de octubre, a partir de las siete de la tarde. En Avilés, la fecha será el 29 de noviembre.

Y, mientras tanto, sigue preparando nuevos libros. «No me imagino sin escribir», si bien no desvela proyectos concretos si apunta que alimenta un diario poético.