El Comercio

Los coles se llenan por las tardes

Niñas disfrutando de su primer día de actividades extraescolares en el Marcelo Gago.
Niñas disfrutando de su primer día de actividades extraescolares en el Marcelo Gago. / MARIETA
  • Una quincena de colegios públicos de Avilés iniciaron ayer las actividades extraescolares del curso, con 1.210 plazas

Una vez acomodados de nuevo en sus pupitres y con el curso ya echado a rodar, los escolares avilesinos han comenzado a volver al colegio por las tardes. Después de las clases de matemáticas, lengua o inglés, llegan las de fútbol, baloncesto, pintura o baile. Ayer dieron comienzo las actividades extraescolares en una quincena de colegios públicos del concejo, con un incremento de la oferta con respecto al año pasado.

Este curso hay hasta 63 grupos de actividades deportivas y otros 57 de actividades culturales. En total, plaza para 1.210 escolares de infantil y primaria. El Ayuntamiento ha realizado desdobles donde la demanda lo hacía necesario para garantizar que ningún niño se quedaba sin plaza, y volverá a ayudar económicamente las familias con menores ingresos con bonificaciones de entre el 30 y el 80% del precio de las actividades, manteniendo además los precios públicos del año pasado.

Los colegios volvieron ayer a bullir de actividad desde las cuatro hasta las seis de la tarde, horas a las que se programan estas actividades extraescolares, en las que destacan algunas como el taller de lengua de signos y el de Children Chef, que se repiten ya por tercer año consecutivo.

A algunas habituales y ya tradicionales, como el balonmano, la gimnasia rítmica, el judo o el teatro, se han ido sumando otras propuestas novedosas en los últimos años, como el patinaje en línea, que ha sido además la que ha registrado un mayor incremento de inscripciones para este curso.

La concejala de Educación, Yolanda Alonso, destacó que el programa «no solo tiene un componente cultural o deportivo ligado al tiempo libre de los niños fuera de su horario escolar, sino que promueve la educación en valores y facilita la conciliación de la vida personal, familiar y profesional». La edil explicó además que el Ayuntamiento «apuesta desde hace años por una oferta de calidad e igualitaria para todo el alumnado». Así, los escolares pueden asistir a cualquiera de las actividades ofertadas en los distintos centros educativos, independientemente de en qué colegio cursen estudios, sea este público o concertado.

Algunos talleres, sin embargo, no se llevarán a cabo. Son aquellos como los de robótica y programación, Cole 3.0 o Space Campus, que se preveían celebrar en el Enrique Alonso y que estaban impulsados por su AMPA. El Ayuntamiento no los ha autorizado. Aseguran que podría suponer una discriminación «económica y formativa».