El Comercio

El Colectivo Ecologista advierte de una subida de la polución en el último trimestre

  • Las estaciones medidoras han constatado subidas de partículas, benceno, dióxido de azufre y óxidos de nitrógeno

La Coordinadora Ecologista de Asturias denuncia una nueva subida de la contaminación en Avilés durante el tercer trimestre del año. De acuerdo a los datos que publica el propio Principado, obtenidos en las distintas estaciones medidoras de las que dispone, la ciudad habría experimentado un empeoramiento con respecto al mismo período del año pasado, «a pesar de que la consejera de Infraestructuras dice que la contaminación del aire está controlada y mejora», sostiene la organización.

El incremento se produce en distintas sustancias contaminantes, tanto en las partículas en suspensión menores de 10 micras como en aquellas inferiores a 2,5 micras, y también en el dióxido de azufre, los óxidos de nitrógeno y el benceno.

No todas las estaciones miden los mismos contaminantes, y así los ecologistas se han encontrado con que las partículas de menor tamaño, las PM2,5, han aumentado en la única estación que las mide, la de la avenida de Gijón, mientras que el benceno también ha aumentado en Llaranes, que es también el único punto en el que se toman medidas de esta sustancia en toda la comarca avilesina.

Las partículas PM10 habrían subido tanto en Llaranes como en otras estaciones: la de Llano Ponte, la de Las Arobias, las de San Juan, Raíces y Salinas en Castrillón, la de Santiago de Ambiedes en Gozón y la de La Marzaniella en Corvera. Destacan además que un día hubo una media de 148 microgramos por metro cúbico, una cantidad muy por encima de la que la Organización Mundial de la Salud establece como límite en promedio anual, que es de 10 microgramos. Los ecologistas defienden, en cambio, que «la evidencia científica no sugiere ningún umbral por debajo del cual no se prevean efectos adversos en salud».

Las concentraciones de dióxido de azufre habrían crecido en Llano Ponte, La Maruca y El Estrellín en Avilés, así como en San Juan y Raíces, en Castrillón, y también en la de Santiago de Ambiedes, en Gozón. En varias de esas mismas estaciones se registraron además incrementos de óxidos de nitrógeno. Es el caso de las de Llano Ponte, La Maruca, El Estrellín y San Juan.

«Las administraciones competentes, el Principado de Asturias y el Ayuntamiento, deben asumir sus responsabilidades ante esta grave situación de continua contaminación de acuerdo a los datos facilitados», piden los ecologistas.