El Comercio

«Puerta de La Ferrería»

En tropel

la herrumbe que dormita

escucha las pésimas piezas de este puzzle,]

o lo que es lo mismo,

el óbito de

dos hombres completamente oxidados]

llora bocas de ámbar gris de cachalote.]

En la sórdida madrugada,

el intestino

es un metal delicioso.