El Comercio

El Puerto mejora la seguridad de los pasos de peatones de Guadalhorce

Las nuevas farolas sobre los pasos de peatones ya colocadas.
Las nuevas farolas sobre los pasos de peatones ya colocadas. / LVA
  • El proyecto para sustituir las farolas en la avenida junto a la ría incluye la instalación de iluminación directa y señalización

El proyecto que el Puerto acomete en la avenida del Conde de Guadalhorce para sustituir su vieja iluminación por tecnología led implicará también una mejora de la seguridad de los pasos de peatones. La empresa avilesina Martín AG, adjudicataria de los trabajos, ya ha llevado a cabo las obras de acometida del cableado e instalado los postes para colocar las luminarias sobre los pasos de cebra.

Esta intervención se suma a la llevada a cabo el pasado mes de abril, cuando la Autoridad Portuaria incluyó en las obras de reparación del firme de la calle la elevación del primero de los pasos de cebra sin semáforo. Fue una decisión que se adoptó después de que en los meses anteriores hubieran tenido lugar allí varios atropellos. En uno de los últimos se entiende que también podría haber contribuido la falta de luz, ya que se produjo de madrugada y la persona vestía ropa oscura. De ahí que ahora se haya decidido acometer este proyecto para la iluminación del paso y además se ha colocado una señal luminosa que advierte del mismo a los conductores de noche.

En materia de seguridad vial, la pasada primavera también se reforzó toda la señalización en Conde de Guadalhorce y se colocaron nuevas señales de paso de peatones en el de La Chalana y en el de la Travesía del Martillo y en la intersección con la Travesía del Yunque se eliminó uno de los dos pasos que existían, dada su proximidad.

En la actuación que se está llevando a cabo ahora se suprimirán todas las luminarias de balizamiento que hay actualmente en la zona de césped por considerarse «innecesarias» y para evitar los «posibles deslumbramientos a vehículos y viandantes», explican desde la Autoridad Portuaria. Además del paso de cebra elevado, también se prevé dotar con iluminación específica los otros siete restantes que hay en esta calle. Continuando con el plan para reforzar la seguridad vial en una carretera en la que el tráfico es muy intenso, especialmente a algunas horas del día.

Durante años, entre los puntos negros de la ciudad para el tráfico registrados por la Policía Local ha estado el primer paso de peatones de Conde de Guadalhorce. El comienzo del año con varios atropellos hacía pensar que 2016 iba ser igual; sin embargo, desde las obras ejecutadas en abril no se han vuelto a registrar accidentes. Los beneficios que ha tenido para la seguridad la decisión de elevar el paso peatonal se quieren todavía reforzar más con la nueva iluminación.

La medida de elevar el paso de cebra no tuvo buen acogimiento entre los conductores inicialmente, especialmente los de vehículos pesados que suponen la mayor parte del tráfico en la avenida. Sin embargo, el paso del tiempo y los resultados han ido serenando los ánimos.