El Comercio

Destroza la luna del Café Central de Villalegre para robar la máquina de frutos secos

El ladrón rompió la luna con una piedra para acceder al interior de la cafetería.
El ladrón rompió la luna con una piedra para acceder al interior de la cafetería. / MARIETA
  • Es el tercer incidente de estas características que el local sufre este año

Tres robos en un año son los que lleva contabilizados Enrique Díaz, propietario del Café Central de Villalegre. El más surrealista el sufrido la pasada madrugada. Un joven destrozó la luna de la cafetería para acceder al interior y llevarse la máquina de frutos secos del local.

Los hechos tuvieron lugar a las 4.30 horas de la madrugada de ayer y fueron captados por las cámaras de vigilancia del establecimiento. «Fue un solo chico, joven. Primero intentó entrar forzando los cristales y como no pudo se fue y volvió con una piedra. Intentó en una de las lunas pero no se rompió y fue a por otra que finalmente sí que se hizo añicos», relató el propietario del local a este periódico.

El robo fue rápido, el ladrón entró y fue directo a la máquina de frutos secos y se la llevó entera. «Si te digo que lo que tenía igual eran 20 euros, ya es mucho. Lo más caro serán ahora los desperfectos. Es que es más cara la máquina que el dinero que pudiera tener dentro», apuntó Enrique Díaz, que tuvo que cerrar la cafetería durante unas horas mientras se recogían todos los cristales rotos de la luna. «No puedo poner más seguridad. Lo siguiente serían unas verjas, pero no me las puedo permitir porque es una inversión importante», comentó el propietario.

Temas