El Comercio

Juicio contra el propietario de una finca de Pravia con cuatro plantas de marihuana

El responsable de una finca en Agones (Pravia) en la que en septiembre de 2015 se localizaron cuatro plantas de marihuana tendrá que responder hoy ante el Juzgado de lo Penal Número 1 de Avilés como supuesto responsable de un delito contra la salud pública, por el que la Fiscalía solicita dos años y medio de prisión y el pago de una multa de 25.000 euros.

Según el escrito de acusación del Ministerio Público, el 4 de septiembre de 2015 se pudo comprobar que en el interior de la propiedad había un recinto delimitado por malla verde en el que crecían cuatro plantas de marihuana, que pesaban algo más de dos kilos, y que mantenía con intención de transmitir a terceros. El precio estimado de venta de un gramo de marihuana en aquella fecha era de 4,46 euros.

La Fiscalía considera que estos hechos constituyen un delito contra la salud pública en su modalidad de posesión para el tráfico de drogas que no causan grave daño a la salud. A este respecto, recuerda que el hachís es una sustancia estupefaciente incluida en la lista I y IV de la Convención Única de 1961 y en la lista II del Convenio de Viena de 1971.

Tras esta vista, entrará en la sala el acusado de camuflar cinco lazos de acero en un monte de Candamo, que tendrá que responder por un supuesto delito contra la fauna. La Fiscalía del Principado solicita doce meses de multa (4.320 euros, en total) e inhabilitación para la caza durante dos años.

Según la Fiscalía, en una fecha no determinada anterior al 10 de septiembre de 2015, el acusado colocó y armó cinco lazos de acero en un monte de eucaliptos de la localidad de Los Veneros. Los lazos estaban camuflados en la base de los árboles para pasar inadvertidos y lograr su objetivo de atrapar al animal. Fueron localizados y desmontados por la Guardia Civil.