El Comercio

Amnistía muestra su arte

Un momento de la inauguración de la exposición en la Escuela de Arte.
Un momento de la inauguración de la exposición en la Escuela de Arte. / JOSE PRIETO
  • El palacio de Camposagrado acoge una exposición de ilustraciones solidarias

Hace quince años, Amnistía Internacional decidió celebrar el fin de año de una manera diferente. Invitó a un artista a realizar una ilustración para una postal que se enviaría a tres presos de conciencia en sus campañas para lograr su liberación. Desde entonces, artistas como Forges, Carlos Giménez, Agustina Guerrero, Carlos Azagra o Balletas, entre otros, se han sumado a la campaña.

Desde ayer y hasta el próximo 21 de noviembre, el vestíbulo de la Escuela Superior de Arte del Principado de Asturias acoge la muestra itinerante con la que Amnistía Internacional muestra su experiencia. «Con esta exposición expresamos nuestro agradecimiento a los ilustradores que han hecho las postales y a las personas que las han enviado», aseguraban ayer desde Amnistía Internacional.

La muestra se podrá visitar en el palacio de Camposagrado entre las cuatro y las ocho de la tarde. Durante la inauguración, se realizó una visita guiada, en la que se conocieron tanto los detalles artísticos como las repercusiones de las cartas.

Y es que, a lo largo de estos quince años, Amnistía Internacional ha constatado que los presos de conciencia agradecen «la palabras de gente anónima y que les ayudaron a sobrellevar la soledad de la prisión».

Otros testimonios desvelados ayer aseguran como, la llegada de las postales, se tradujo en una mejora del trato recibido. También hubo quien no las recibió en la prisión pero que, una vez liberado, conoció por sus familias que los envíos habían contribuido a recuperar su libertad. Son las pequeñas grandes historias de las que ayer se habló en la Escuela de Arte, uniendo la creación con el compromiso social.