El Comercio

Santo Domingo solidario

Safya, segunda por la derecha, junto a su madre, otros familiares y amigos ayer en el campo de Santo Domingo.
Safya, segunda por la derecha, junto a su madre, otros familiares y amigos ayer en el campo de Santo Domingo. / MARIETA
  • El Avilés Stadium recauda en el partido que disputó ayer en Miranda fondos para el desfibrilador que precisa Safya, una niña de cinco años

Entre el público que ayer acudió a Santo Domingo a presenciar el partido de Primera Regional entre el Avilés Stadium y el Manuel Rubio de Gijón había alguien muy especial. Su nombre es Safya, una niña tan alegre e inquieta como cualquier otra de su edad, 5 años. Lo único que la diferencia es que padece el síndrome QT largo, enfermedad congénita en la función eléctrica del corazón que puede provocar arritmias de distintos grados con fatales consecuencias. Hasta que, en la adolescencia, los médicos puedan implantarle uno en su cuerpo como el que ya lleva su madre necesita tener siempre a mano un desfibrilador, uno portátil. Su madre, Desireé Artidiello, lanzó una campaña en una red social para dar a conocer el caso y solicitar ayuda para conseguir los aproximadamente 1.600 euros que cuesta el aparato en cuestión. Y su llamada no ha caído en saco roto.

Uno de los primeros en responder fue el Avilés Stadium. Safya realizó ayer el saque de honor mientras que el club solicitaba a socios y asistentes que realizaran donaciones. Gracias a este gesto ya falta menos para conseguir los 1.600 euros que permitirán que Safya pueda llevar una vida muy parecida a la del resto de niñas de su edad.