Acepta seis meses de prisión, en vez del pago de una multa, por dos delitos de acoso

M. M. aceptó ayer seis meses de prisión y el pago de 1.600 euros en concepto de responsabilidad civil por dos delitos de acoso contra sendas mujeres a las que envió mensajes, alguno de ellos libidinosos, a través de una red social, llamó por teléfono y miró fijamente al encontrárselas por la calle.

El hombre, de nacionalidad marroquí y con una esquizofrenia paranoide diagnosticada, prefirió la pena de prisión a la multa de doces meses con una cuota diaria de doce euros, que solicitaba inicialmente la Fiscalía. Según explicó su abogado, Moisés Porto, hubiera sido más ventajoso para él el abono de la multa de cara a un futuro incidente penal, pero escogió la pena de cárcel al carecer de ingresos. Su defensa manifestó su intención de solicitar la suspensión de la pena. Si fuera concedida, el hombre no entrará en prisión si no delinque en dos años.