Uno de los casos de más revuelo mediático en la comarca

LA VOZ DE AVILÉS fue el primer medio en hacerse eco de la desaparición del pequeño 'Manolín' Torres tras el aviso de su desesperado padre el 18 de abril de 1917. La aparición del cadáver y el conocimiento de los primeros detalles del macabro crimen hicieron correr ríos de tinta durante toda la semana posterior y hasta la pérdida de la pista de Ramón Cuervo en su traslado a Oviedo.

Pero la noticia no causó tan solo un gran revuelo en el ámbito local; el diario regional 'El Noroeste' e incluso importantes publicaciones de tirada nacional como 'ABC', 'El País' o 'El Imparcial' reservaron espacio entre sus páginas para hablar del suceso acontecido en Avilés.

La fascinación popular que siguen causando a día de hoy este tipo de acontecimientos paranormales provocó que hace apenas unos años, en 2011, un equipo del famoso programa televisivo 'Cuarto Milenio', dirigido por Íker Jiménez, grabase en las inmediaciones de la iglesia de La Magdalena algunas tomas para el reportaje emitido semanas más tarde dedicado a explorar la figura del asesino.