El Comercio

«Estamos unidas y seguiremos luchando»

Las educadoras infantiles, durante su concentración reivindicativa de ayer frente al Ayuntamiento en la plaza de España.
Las educadoras infantiles, durante su concentración reivindicativa de ayer frente al Ayuntamiento en la plaza de España. / MARIETA
  • Las educadoras de las escuelas infantiles de Avilés comienzan su huelga por «un empleo de calidad»

  • Se concentraron ayer ante el Ayuntamiento y seguirán con su movilización de siete jornadas más de paro y una recogida de firmas

Las educadoras de las escuelas infantiles, las 'escuelinas' de 0 a 3 años, pertenecientes al Ayuntamiento de Avilés, cumplieron con su propósito y ayer comenzaron la primera de las ocho jornadas de huelga que han convocado entre abril y mayo. Reivindican la equiparación de sus condiciones laborales con el resto del personal incluido en la Relación de Puestos de Trabajo del convenio colectivo del Ayuntamiento. «Somos 28 mujeres, estamos muy unidas y seguiremos luchando hasta conseguir lo que pedimos, lo que creemos que es justo, un empleo de calidad, y que nos incluyan en el convenio, pero no en un anexo», decía Cristina Carrero, una de las portavoces del colectivo.

Las educadoras se concentraron de once de la mañana a una de la tarde en la plaza de España, frente al Consistorio. Era el inicio del conjunto de medidas reivindicativas que han programado. La primera de las ocho jornadas de huelga previstas, que tendrá su continuidad hoy.

Respaldadas por la fuerza del grupo, contaron con el apoyo en la plaza de padres y abuelos, que portaban carricoches con los pequeños que no habían acudido a los centros. El acto central de la protesta, a la que acudieron con pancartas reivindicativas y corearon diferentes consignas, lo supuso la lectura del manifiesto en el que plantean sus diferentes peticiones al Ayuntamiento. También las acompañaron representantes del PP, como Constantino Álvarez y Alfonso Araujo, con los que tenían concertada una reunión, y de Izquierda Unida, como Alejandro Cueli.

Tanto los grupos municipales de IU como Somos han manifestado públicamente el apoyo a su reivindicación. «Nos han dado su apoyo moral, y nos han comentado que están preparando una propuesta para presentar en el próximo Pleno, que tendrá lugar el día 27», adelanta Cristina Carrero.

En la lectura del manifiesto, las educadoras remarcan que el origen del conflicto se remonta al año 2003, cuando se aprobó el Plan de Ordenación de la Red Pública de Escuelas Infantiles en el Principado de Asturias. Un plan en el que se aprobó el convenio colectivo, y que según las trabajadoras resaltan, garantizaba las «mismas condiciones salariales y beneficios sociales para todos los trabajadores, pertenezcan al ayuntamiento que pertenezcan».

Explicaba Cristina Carrero, quien leyó el manifiesto, que «hay ayuntamientos que ya incluyeron a las educadoras en su propio convenio», lo que rompió de facto esa unidad que recogía el citado Plan de Ordenación. El malestar de las trabajadoras se centra en la situación en la que se encuentran ellas en el ayuntamiento avilesino. En el año 2008 se firmó un nuevo Acuerdo regulador de las Condiciones de Trabajo de sus empleados públicos, en el que se recoge la figura del Técnico de Educación infantil en el Anexo V. «Se nos adscribe al grupo C1, pero sólo para la clasificación, ya que en cuanto a retribuciones son incluso menores que las de otras profesiones del grupo inferior (C2), que también aparecen en el citado anexo», destacan las propias educadoras.

Su objetivo es «reivindicar un reconocimiento del Servicio de Educación Infantil como otro servicio estructural más del Ayuntamiento de Avilés y un empleo de calidad y en igualdad de condiciones que el resto de la plantilla».

Mesa de negociación

Las educadoras reclaman que la mesa de negociación entre los sindicatos y el Ayuntamiento que se encuentra activa para revisar el convenio de los empleados públicos incluya sus reivindicaciones. Y se resumen en tres puntos: Igualdad salarial, en relación al mismo grupo de cualquier otra categoría profesional, teniendo en cuenta la titulación que se ha exigido en los diferentes procesos selectivos que han tenido lugar y acorde a una valoración real del puesto de trabajo. También igualdad en cuanto a jornada laboral y beneficios salariales. Y reconocimiento de períodos lectivos y no lectivos, dentro del horario de trabajo. En definitiva, solicitan la «inclusión de la categoría de Técnica/o en Educación Infantil en la RPT (relación de Puestos de Trabajo) del convenio» que se encuentra en negociación.

Objetivos que reflejaban en las pancartas que portaban, con lemas como 'dignidad laboral', o 'dentro de un convenio, no en un anexo'. Ellas siguen unidas en su lucha. Como dice Carrero, «queremos unas mejores condiciones para ofrecer un mejor servicio a las familias».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate