El Comercio

Araujo apela a la unidad como vía para «abrir un nuevo ciclo» en el PP local

Alfonso Araujo, ayer en la sede local del PP.
Alfonso Araujo, ayer en la sede local del PP. / MARIETA

Alfonso Araujo apela a la conciliación y a la unidad como vías para abrir un nuevo ciclo que desemboque en una victoria del PP en las elecciones municipales de 2019. Ingeniero de Minas de 49 años, concejal en la actual legislatura y en dos anteriores, ayer confirmó su decisión de presentar su candidatura a la presidencia de la junta local del partido, en la que ostenta el cargo de secretario general. La elección quedará en manos de los 1.063 afiliados del PP de Avilés, la segunda fuerza política en la Corporación con seis concejales, dos menos que el PSOE, mediante una votación en fecha pendiente de determinar.

«Será justo antes o después del verano», manifestó ayer Araujo, a día de hoy el único que ha anunciado públicamente su intención de ocupar el cargo y suceder así a Carmen Rodríguez Maniega, quien tras su amplia derrota en las elecciones a la presidencia del PP en Asturias no optará a la reelección. Con todo, cabe esperar un segundo candidato cercano al portavoz municipal, Carlos Rodríguez de la Torre, cabeza visible de uno de los dos sectores abiertos en el seno de la junta local y del grupo municipal.

A Araujo se le encasilla más próximo al otro, hasta ahora abanderado por Rodríguez Maniega. Ayer trató de situarse en tierra de nadie, de hacer borrón y cuenta nueva. «En el PP de Avilés no sobra nadie. Todos los que están son muy válidos y el que quiera unirse será bienvenido. No soy heredero ni sucesor de nadie, y voy a tender la mano a un lado y al otro, a ser la persona más conciliadora. El objetivo es que todos trabajemos juntos en la misma dirección, ganar las elecciones de 2019, y para eso tenemos que ir todos a una. Aquí cabemos todos y todos aportamos», manifestó ayer.

A su juicio, en la junta local «no hay ninguna brecha. Había distintas opiniones, se celebró un congreso y cada uno votó lo que quiso. Ahora ya estamos en otra fase. El PP tiene capacidad para unirse, y lo que toca es trabajar con un objetivo común, ganar las elecciones en Avilés, en Asturias y en España». También habló de «renovación», aseguró que vería con buenos ojos nuevas candidaturas y se definió como «un militante con treinta años en el partido que siempre ha tenido claro que su actividad principal es la profesional. No entiendo la política como un 'modus vivendi'», concluyó.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate