El San Agustín pilota una oficina de atención telefónica que se extenderá al resto de Asturias

El consejero Francisco del Busto junto al gerente del Área Sanitaria III, Enrique González, ayer en el hospital San Agustín / MARIETA
El consejero Francisco del Busto junto al gerente del Área Sanitaria III, Enrique González, ayer en el hospital San Agustín / MARIETA

El servicio del área sanitaria III recibe al mes cerca de 3.200 consultas sobre listas de espera, citas y pruebas diagnósticas

EVA FANJUL AVILÉS.

Hace unos meses que los pacientes del Hospital Universitario San Agustín de Avilés comenzaron a notar algunas diferencias cuando llamaban por teléfono al centro sanitario: una mejor información sobre sus trámites con el hospital y la posibilidad de realizar algunas gestiones hasta hace poco muy complicadas, como un cambio de cita. Esto es fruto de una experiencia piloto, una nueva oficina de atención telefónica inédita hasta hace poco en Asturias y que ahora se imitará en otras áreas sanitarias del Principado.

Desde hace nueve meses, el hospital de San Agustín gestiona este programa que, como experiencia piloto, ofrece a los ciudadanos la oportunidad de obtener información actualizada sobre el estado de sus citas en consultas externas, listas de espera de intervención quirúrgica y resultados de pruebas diagnósticas.

Tras los buenos resultados obtenidos por este nuevo servicio al paciente en el área sanitaria de Avilés, con una media de 3.200 llamadas mensuales, la Consejería de Sanidad ha decidido dar por finalizado el periodo de prueba de esta iniciativa y comenzar a implantarla lo antes posible en el resto de hospitales asturianos.

«Sólo el 3% de las llamadas fueron consultas relacionadas con las listas de espera» «Nos gustaría extender el sistema a la mayoría de áreas sanitarias de Asturias antes de que finalice el verano»

Según manifestó ayer el consejero Francisco del Busto, durante una jornada de 'Adherencia al tratamiento' celebrada en el centro hospitalario avilesino, los datos obtenidos durante pilotaje de este proyecto de atención al ciudadano «son espectaculares» tanto por el número de consultas que se registran como por la valoración de los usuarios.

En concreto, se recibieron 24.776 llamadas, desde la puesta en marcha del programa. Esto equivale a una media de 3.184 llamadas mensuales o, lo que es lo mismo, 156 llamadas diarias. «En muchos casos, las llamadas permiten cambios de fechas en las consultas o anulación de citas que generan huecos que son ocupados por otros pacientes cuando la comunicación se hace con suficiente antelación», precisó el consejero.

En relación a los motivos de las consultas, la mayor parte de las llamadas las realizaron pacientes que necesitaban datos sobre citas y pruebas pendientes, aproximadamente el 22% del total. En segundo lugar están las peticiones de reprogramación, que suponen el 17% de las llamadas recibidas; seguidas de la confirmación de citaciones, que representan el 14,5%, de las consultas.

Listas de espera

En total hubo 1.740 consultas de pacientes que demandaron algún dato o realizaron alguna petición de cambio en relación con las listas para intervenciones quirúrgicas, lo que supone aproximadamente el 6% del total. Y, según manifestó Del Busto, sólo el 3% de las llamadas a la oficina de atención telefónica formularon consultas sobre asuntos referidos a listas de espera, lo que a su entender constata que «este asunto no supone una gran preocupación para los usuarios de la salud pública asturiana».

En cuanto al calendario de implantación del sistema de atención telefónico en otras áreas sanitarias, el consejero de Sanidad señaló que su intención es llevarlo acabo «antes de que finalice el verano en la mayor parte de las áreas sanitarias». Para ello, anunció que ayer mismo se celebraría una reunión en la que responsables de la Consejería de Sanidad del Principado comenzarían a estudiar la mejor manera de realizar la implantación del proyecto de oficina telefónica.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos