La Audiencia confirma la pena de un año de cárcel para un exjugador del Real Avilés

«Él hizo ademán de borrarlo moviendo el dedo sobre la pantalla del móvil y le dijo 'ya está'»

R. D. AVILÉS.

La Audiencia Provincial ha desestimado el recurso de un exjugador del Real Avilés contra la sentencia que, dictada el pasado mes de febrero por el Juzgado de lo Penal Número 2 de Oviedo, lo condenó a un año de prisión por un delito de lesiones psíquicas contra una mujer al haber difundido un vídeo de ambos practicando sexo.

Los hechos ocurrieron en 2014, cuando la víctima mantuvo una relación extramatrimonial con el jugador. En uno de sus encuentros en el domicilio de él en La Corredoria, en Oviedo, él le propuso grabar un vídeo con el teléfono móvil mientras practicaban sexo, a lo que ella accedió. Después le pidió que lo borrara y «él hizo ademán de borrarlo moviendo el dedo sobre la pantalla del móvil y le dijo 'ya está'». El 13 de enero de 2015 ella recibió un whatsapp de un amigo que le informó de que había visto el vídeo y que empezaba a «rular».

Él, en sede judicial, negó haberlo difundido y haber borrado posteriormente el archivo. De hecho, insinuó que podría haber ocurrido al caérsele en la peluquería de la mujer con la que había comenzado a salir entonces en la que permaneció hasta que él lo llevó a una local de Arriondas para reparar. Este extremo fue desmentido por el empleado de la aseguradora que se hizo cargo del móvil, que explicó que es el perito el que se desplaza a valorar los daños y determinar si cabe reparar el objeto en cuestión.

La Brigada de Delincuencia Económica y Tecnológica de la Policía Nacional había determinado que el contenido del mismo había sido borrado, «eliminando todos sus datos», el 7 de febrero de 2015, unos cuantos días antes de que estuviera en reparación en un establecimiento.

La magistrada no dio «la mínima credibilidad» a su versión y sí a la de ella, que además de un pormenorizado detalle de lo sucedido, relató el calvario personal y médico padecido.

Fotos

Vídeos