La Cámara de Avilés finaliza el proceso de exposición del censo y espera fecha para las elecciones

Francisco Menéndez.
Francisco Menéndez. / M. A.

El nuevo Pleno de la entidad contará con 37 vocales y hasta nueve de ellos podrían ser representantes de las grandes empresas

YOLANDA DE LUIS AVILÉS.

Calma chicha en la Cámara de Comercio de Avilés a la espera de que el Principado dé el pistoletazo de salida que abra el proceso electoral. De momento ha finalizado el plazo de exposición pública del censo y ahora se espera que en breve se concreten fechas de los comicios. En principio, todavía hay de plazo hasta septiembre de este año para tener cerrado el proceso, pero en la Cámara avilesina se esperan que las elecciones se puedan celebrar en este primer trimestre para no entrar en el periodo estival con todo abierto.

Los empresarios tienen ahora la vista puesta en las elecciones en la Federación Asturiana de Empresarios (FADE) el próximo martes. Con este camino despejado y las elecciones convocadas por el Principado parece que puede también a empezar a haber movimientos internos en la entidad avilesina en busca de apoyos. De momento lo que se sabe con certeza es que el actual presidente, Francisco Menéndez, no se presentará al cargo después de doce años.

Es un anuncio que viene de largo y por ello entre los empresarios ya se han ido sondeando en estos últimos meses desde que el Gobierno de España desbloquease, en agosto del año pasado, la situación de las cámaras y permitiese la convocatoria de los comicios por parte de las comunidades autónomas. Algunas ya lo han hecho y el Principado se espera que lo haga en breve.

Con Menéndez ya apartado por decisión propia, la vista ha girado a sus vicepresidentes, pero hasta el momento ninguno de ellos se ha mostrado dispuesto a dar un paso hacia adelante, todo lo contrario, más bien han apuntado que quieren dar uno hacia atrás y dejar paso a nuevas generaciones, que pueden estar en la misma directiva que la entidad ha tenido en los últimos doce años dando así continuidad ha un proyecto que ha dejado la Cámara saneada económicamente y con el sector empresarial satisfecho de las iniciativas que desarrolla.

El nuevo reglamento que el Gobierno publicó en agosto del año pasado implica alguna novedad en cuanto a la composición del Pleno de la Cámara de Avilés. Estará formado por los mismos miembros, 37. Un mínimo de dos tercios de estos vocales deben ser escogidos mediante sufragio universal por parte de los representantes de los diferentes sectores económicos; otro 10% deben ser personas de reconocido prestigio en la vida económica en el ámbito de la Cámara y deben ser propuestas por las organizaciones empresariales más representativas; y el resto de vocales, hasta un 25% de ellos, serán representantes de las empresas que hagan mayores aportaciones económicas para el sostenimiento de las cámaras.

El reglamento que apruebe próximamente el Principado concretará estos porcentajes, pero en el caso de Avilés entre seis y nueve vocales podrían corresponderle a las multinacionales y grandes empresas de la comarca.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos