«No tiene sentido que nosotros estemos de fiesta aquí mientras ellos trabajan en Cataluña»

Oficio religioso celebrado este jueves en la iglesia de Llaranes, en Avilés. / Marieta

El capitán Mariano Revuelta ha sido el encargado de anunciar la suspensión del tradicional vino español en solidaridad con los compañeros desplazados a Cataluña

Fernando Del Busto
FERNANDO DEL BUSTOAvilés

La compañía de la Guardia Civil de Avilés ha celebrado esta mañana su patrona con una misa en la Iglesia Parroquial de Santa Bárbara en Llaranes, donde los agentes estuvieron acompañados por una amplia representación de la sociedad avilesina, encabezada por la alcaldesa de Avilés, Mariví Monteserín, y el alcalde de Illas, Alberto Tirador.

La mayor novedad en la celebración de este año fue la suspensión del vino español que se ofrecía en el acuartelamiento de Bustiello como un reconocimiento a los efectivos desplazados a Cataluña. “No tiene sentido que nosotros estemos de fiesta aquí mientras ellos trabajan allí. Se suspende en solidaridad con los desplazados”, anunció el capitán Mariano Revuelta Gómez.

Fotos

Vídeos