El cerco reclamará el sello de calidad MSC para la flota artesanal

F. B. AVILÉS.

El cerco asturiano se ha fijado como objetivo conseguir el sello de calidad MSC para toda la flota artesanal asturiana. Esta marca, que ya emplean las flotas vasca y cántabra, es fundamental para el aprovechamiento industrial de la pesca del bocarte, ya que representa un valor de calidad para la industria conservera. El objetivo de la flota es conseguir el distintivo para la campaña del próximo año.

Es el fruto de una reunión celebrada ayer con la presencia del Director General de Pesca, Alejandro Vizcaíno, y el presidente de CercoAstur, Eduardo Cuevas, además de representantes de las lonjas asturianas. Actualmente, media docena de embarcaciones componen la flota de cerco, de las que dos (San Mateo y Santa Anina) tienen base en Avilés. Sus puntos de descarga habituales son Avilés, Gijón y Lastres.

Eduardo Cuevas calificaba ayer como «fundamental» la importancia de conseguir esta acreditación internacional y que, más allá de la tramitación, no implica ningún esfuerzo a una flota que emplea «artes sostenibles y respetuosas con el medio marino. Esa es la forma de trabajar que siempre ha tenido el cerco», confirmó Cuevas.

En la reunión se abordó la forma de abordar el proceso, donde la flota asturiana se unirá a las organizadores de productores existentes en el País Vasco y Cantabria, ya que resulta mucho más eficaz. Además, Cuevas destacó ayer que las tres flotas utilizan las mismas artes y la experiencia acumulada en el País Vasco y Cantabria resulta de gran interés para la flota asturiana.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos