«Este año hay menos colas»

Momentos previos a la apertura de las taquillas en la Casa de Cultura.
Momentos previos a la apertura de las taquillas en la Casa de Cultura. / MARIETA

La posibilidad de comprar abonos para la temporada teatral por internet por primera vez baja la afluencia en la Casa de Cultura

M. PICHEL AVILÉS.

Hubo colas, «pero menos que otros años». Esa fue la sensación inicial de todos los aficionados al teatro de Avilés y comarca que esperaron pacientemente a que abrieran las taquillas de la Casa de Cultura, ayer a las once de la mañana, para hacerse con su abono para la nueva temporada de teatro. La posibilidad de reservar los asientos por internet bajó la afluencia.

Un público compuesto tanto por hombres como mujeres, de mediana edad, que aguardaron dentro de la Casa de Cultura con voluntad de ser los primeros en conseguir su abono para una temporada de septiembre a diciembre en que se celebra el 25 cumpleaños de la segunda vida del Palacio Valdés con un buen número de estrenos nacionales. Por eso, conseguir un lugar perfecto en el patio de butacas se convierte en casi un trabajo a jornada completa que solo pueden desempeñar los que están de vacaciones, jubilados o con tiempo para hacer cola. Los que no tenían posibilidad de una espera prolongada, de día y noche, ofrecieron contraprestaciones a quien podía hacerlo por ellos. «No hace falta buscar, vienen y se ofrecen a guardar cola», decía María Jesús González. Ella, junto a sus compañeras, comenzaron la espera el lunes a las seis de la tarde, y consiguieron obtener el número cuatro en la elección de asiento.

Primeros de la fila

Los primeros de la fila, los que lograron el número uno, y por tanto elegirían por delante del resto, fueron un grupo encabezado por Eusebio García. «Estamos desde el lunes y nos hemos ido turnando entre cinco», decía y asimismo destacaba que «nosotros no hemos pagado a nadie que nos guardara la vez». Buscaban un buen lugar en el patio de butacas. No obstante, aseguraba Eusebio que las colas que se vieron ayer, en el momento de mayor afluencia, eran de unas cuarenta personas cuando abrieron las taquillas, «nada comparado con lo que sucedía otros años». Un aspecto que corroboraba Alejandro García al señalar que «en esta ocasión hay menos colas». Él llegó ayer a las ocho de la mañana, y se hizo con el número 21 en el turno de elección. Por su parte, José Ramón Rodríguez, que empezó a hacer cola anteayer a las nueve de la noche, «ya tenía a diez personas delante, pero esta vez ha habido menos que otros años».

«Te dan un número, cubres el documento, y así pueden adelantar en la taquilla el trabajo», comentaba Mari Cruz Cuervo, que consiguió el número dieciséis para su grupo. «Cada una podemos sacar cuatro abonos», explicó. Ellas también preferían patio de butacas. «Ya no estamos para palcos», bromeó.

Temas

Avilés

Fotos

Vídeos