«La ría se ha convertido en un espacio más de la ciudad»

Los veleros en la bahía de Salinas, ayer durante la salida de una nueva etapa de la Trangascogne 6.50.
Los veleros en la bahía de Salinas, ayer durante la salida de una nueva etapa de la Trangascogne 6.50. / PATRICIA BREGÓN

David García 'Roxín' destaca la repercusión de la Transgascogne 6.50 en el mundo de la vela que se deberá apreciar a partir del próximo año

FERNANDO DEL BUSTO AVILÉS.

«Hemos conseguido los objetivos que nos habíamos fijado. La ría se convierte en un espacio más de la ciudad y los participantes de la Transgascogne 6.50 se marchan muy contentos con la ciudad». De manera breve, Manuel Campa, concejal de Promoción Económica y Turismo, resumía ayer el balance de la primera gran prueba náutica deportiva en lustros en la ciudad.

«A partir de ahora se abren muchas expectativas. Habrá que ver que sucede el próximo verano. Una cosa es decir a los navegantes que la ciudad está al lado del puerto deportivo, y otra es que lo vean», comentaba DavidGarcía 'Roxín', que durante este año ha liderado el equipo de veinte personas que, desde Avilés, han hecho posible que atracasen en el puerto los 66 regatistas. A ellos se le une otra decena de la organización de la Transgascogne.

«Sabemos que se ha producido una repercusión en la ciudad, pero aún no tenemos datos. Casi la mitad de los regatistas tienen gente que les espera. Y aunque algún día pueden dormir en el barco, después de los días de navegación siempre apetece comer caliente», resume Roxín.

Junto con el gasto generado por la organización y los deportistas se encuentra la actividad de sus acompañantes y también de personas que pueden acercarse. «Es una prueba de vela muy importante y algunos aficionados pueden acercarse. Cada uno genera unos gastos distintos», comenta.

Repercusión en Francia

A ello se une la repercusión en Francia de la regata. «La vela es un deporte nacional en Francia. La Transgascogne ofrece un juego en la web donde se puede simular y competir en tiempo real. Unas 16.000 personas participan. Es una gran promoción para la ciudad como destino náutico», comenta Roxín. Los posibles resultados se deberán comprobar a partir del próximo año. Roxín no descarta que la ciudad siga trabajando para albergar iniciativas semejantes.

Igual de satisfecho por el resultado se encontraba el concejal Manuel Campa, responsable de Promoción Económica y Turismo. «Pretendíamos que la ría se convirtiese durante este agosto en un espacio más de la ciudad, como así ha sucedido. También es muy importante la promoción turística», afirma.

Y es que el concejal recuerda que «es importante el esfuerzo en ferias y eventos especializados, pero todos sabemos que lo más efectivo son las recomendaciones boca-oreja. El mejor prescriptor que puedes tener es una persona que ha estado en el lugar y te transmite su experiencia de una manera agradable, positiva».

Además, Manuel Campa destaca la importancia del turismo francés para Asturias. «Existe un referente como el Camino de Santiago que atrae a mucha gente, especialmente desde la Bretaña. Francia es un país cercano y uno de los mercados muy interesantes. La promoción en el turismo náutico es muy interesante», asegura.

De momento, la celebración de la prueba ayuda a un sector hotelero que empieza agosto con unos niveles máximos de ocupación durante las primeras semanas. «Todo apunta a que el verano va a ser bueno», avanza el edil.

Fotos

Vídeos